Secciones: La Bicolor

¿Funcionará en su tercera final la “Naranja mecánica”?

JOHANNESBURGO, (AFP).- La selección holandesa, que el martes selló el pase a su tercera final de Mundial de fútbol, tiene como gran reto dejar atrás sus decepciones históricas y conquistar el título del torneo más importante, tras quedar a un paso en las ediciones de 1974 y 1978.

Los holandeses de ganar a España festejarían por primera vez un título mundial.

En aquellas ocasiones, la “Naranja mecánica” llegó a la final, pero los respectivos equipos anfitriones, Alemania y Argentina, le cerraron el paso hacia la gloria, dejando a aquellas generaciones con el honor de ser recordados décadas después, pero sin la consagración del ansiado trofeo.

Ads

Las derrotas en Múnich y Buenos Aires hace 36 y 32 años siguen enquistadas en el corazón del hincha “Oranje” como un trauma no superado, algo que Wesley Sneijder, Arjen Robben, Robin Van Persie y el resto de figuras de la camada de 2010 tienen la oportunidad de dinamitar, de una vez por todas.

“Hace 32 años que no lo hacíamos (llegar a la final). ¡Es algo increíble! Podemos estar muy orgullosos, siendo el nuestro un país tan pequeño”, celebró el técnico Bert Van Marwijk tras la victoria del martes ante Uruguay (3-2).

Ads

En 1974, el equipo llegaba acaparando elogios y con un estelar Johan Cruyff en sus filas y Rinus Michels en el banquillo. Su juego dinámico, con todos al ataque y todos defendiendo, dio pie a uno de los sistemas míticos de la historia del balompié, el “fútbol total”.

“Quince días antes no sabíamos ni cómo íbamos a jugar”, llegó a decir Cruyff años más tarde en un libro sobre aquel equipo inolvidable de 1974.

El equipo había empezado dominando desde el principio, con triunfos sobre Uruguay (2-0) y Bulgaria (4-1), y un empate ante Suecia (0-0), en la primera fase, lo que le permitió comandar la llave C.

En el grupo de la segunda ronda, también acabó primera, incluso con un pleno de triunfos y sin recibir un gol: Argentina (4-0), República Democrática Alemana (2-0) y Brasil (2-0).

Y de ahí, a la final, donde Johan Neeskens permitió al equipo adelantarse con un penal al principio del partido (minuto 2), pero Paul Breitner (25 también de penal) y el legendario Gerd Müller (43) dieron la vuelta a la situación para Alemania Federal (2-1), incluso antes del descanso.

El máximo anotador del torneo fue el polaco Grzegorz Lato, con siete dianas, pero el torneo permitió poner el foco en esos jóvenes jugadores que vestían de naranja y donde el “tridente” Neeskens (5), Johnny Rep (4) y Cruyff (3) sumaron un total de doce dianas.

La tercera final podría ser la vencida para Holanda.

Cuatro años más tarde, Holanda llegó “herida” a Argentina por la ausencia de Johan Cruyff, que años más tarde explicaría que esa ausencia se debió en gran medida a un trauma no superado por un intento de secuestro poco antes.

El equipo sufrió para pasar el primer grupo, como segundo tras ganar a Irán (3-0), empatar con Perú (0-0) y caer con Escocia (3-2), pero lideró la llave de la segunda ronda, ganando a Austria (5-1) e Italia (2-1), y empatando con Alemania Federal (2-2).

En la final en el Monumental, el equipo llegó a la prolongación con empate 1-1, pero los tantos de Mario Alberto Kempes y Daniel Bertoni dieron a la albiceleste su primer título y dejaron a los europeos de nuevo con la miel en los labios.

Desde entonces, lo más cerca que estuvo el equipo fue en 1998, cuando cayó en los penales de las semifinales ante Brasil, mientras que en Estados Unidos-1994 llegó a cuartos, donde la verdeamarela, poco después campeona, fue también el “verdugo”.

En Italia-1990 y Alemania-2006 se estrelló en octavos con Alemania Federal y Portugal respectivamente, pero en el resto de ediciones, desde 1978, ni siquiera consiguió el pase a la fase final (España-1982, México-1986 y Corea del Sur/Japón-2002).

Pero esta vez, el equipo que deslumbró en las eliminatorias con un pleno de victorias parece ante una ocasión de oro para superar la negra historia del equipo nacional e inscribir su nombre en el corto y exclusiva club de los campeones mundiales (Uruguay, Italia, Brasil, Alemania, Inglaterra, Argentina y Francia).

Deja tu comentario

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de cookies.