Connect with us

De Todo Un Poco

Presidente del Benfica, acusado de recibir ayuda irregular de un juez

Foto: @maisfutebol

El presidente del Benfica, Luis Filipe Vieira, apoyado públicamente por varios políticos lusos, entre ellos el primer ministro, el socialista António Costa, fue acusado  por la Fiscalía de beneficiarse de la presunta ayuda irregular de un juez a cambio de invitaciones y un cargo en la Fundación del club.

Vieira es uno de 17 acusados por el Ministerio Público en el marco de la Operación Lex, que investiga supuestos actos irregulares de magistrados.

Entre ellos, Rui Rangel, cabeza de este proceso, en el que se le acusa de tráfico de influencias, corrupción y blanqueo de capitales, al haber “vendido” su influencia judicial a cambio de dinero o favores. Hay además un acusado de nacionalidad española, cuya identidad no fue precisada por la Fiscalía.

El Ministerio Público estima que el presidente del Benfica pudo incitar a Rangel para que, de forma irregular, intercediese a su favor en un proceso en el Tribunal Fiscal de Sintra.

Entradas para partidos, viajes e incluso un puesto dentro de la Fundación del Benfica habrían sido algunas de las presuntas contrapartidas ofrecidas por Vieira a cambio de su colaboración, apunta la Fiscalía, que acusa formalmente al presidente del club, acusado de incurrir en “recibimiento indebido de ventaja”.

También está acusado José Veiga, ex empresario de fútbol definido como el “hombre fuerte del Benfica”, y João Rodrigues, expresidente de la Federación Portuguesa de Fútbol.

La acusación de la Operación Lex, caso que saltó a la opinión pública en enero de 2018, se conoce un día después de que Vieira retirase al primer ministro, el socialista António Costa, de la lista de apoyos públicos a su recandidatura como presidente del club.

El respaldo de Costa había levantado una fuerte polémica en Portugal precisamente por las causas judiciales abiertas en las que se investiga al presidente del Benfica.

Ante la lluvia de críticas, Vieira retiró el nombre de Costa y los de otros cargos públicos que le apoyaban, como el alcalde de Lisboa, el también socialista Fernando Medina, que ya le habían respaldado en elecciones anteriores sin que se generase controversia.

Vieira es presidente del Benfica desde 2003 y ultima su candidatura para las elecciones de octubre. EFE (HN).