Connect with us

Fútbol Nacional

Vázquez: La grieta entre los equipos de la MLS y los centroamericanos es enorme

El entrenador de Motagua, Diego Martín Vázquez, habló del enfrentamiento que sostendrán este martes contra el Atlanta United por la Liga de Campeones de la Concacaf en el Estadio Olímpico de San Pedro Sula.

“Hemos tenido muy poco tiempo para preparar el partido, pero ya sabíamos que iba ser así, nos queda un entrenamiento y sacaremos el mejor provecho. Los hemos visto, ficharon a jugadores caros, a los Martínez, tiene a varios argentinos de calidad con una inversión millonaria, es de los mejores de la MLS hace poco fue campeón con el “Tata” Martino, lo dirige Frank de Boer, juegan muy bien con un 4-3-3”.

Vázquez dijo que tienen muchas ilusiones de pasar a la siguiente fase, aunque reconoce las grandes diferencias entre los clubes centroamericanos y los de la MLS

“Tenemos que estar bien y ser competitivos, la grieta entre los equipos de la MLS y centroamericanos es enorme en la parte infraestructura, financiera y en varios aspectos, ahora nosotros de local y con ritmo y ellos en pretemporada esperamos ser competitivos, yo guardo todas las pelotas de la Concacaf, tengo la de los partido contra América y Xolos”.

“Para nosotros es una ilusión, la tomamos con mucha seriedad y esperamos ser competitivos, creo que lo podemos lograr”.

Además cuestionó las determinaciones de la Liga Nacional de programar duelos entre semana cuando tienen partidos internacionales.

“Justo esta semana que tenemos partidos internacional la Liga Nacional te pone dos juegos entre semana parece que estamos de enemigos”.

“Un comisario me mostró una llamada de Salomón Galindo donde daba la orden que mi hijo no celebrara los goles conmigo, una cosa de locos, me parece terrible”.

Finalmente indicó que jugar fuera de Tegucigalpa es dar ventajas, pero le restó importancia al hecho de disputar el duelo a las 9:00 de la noche.

“Jugar es el Estadio Olímpico es dar ventaja porque salimos de casa, pero no nos va mal en San Pedro Sula. Jugar a las 9:00 de la noche es un detalle mínimo que no debe afectar”.

“No son partidos que se dan todos los días con súper equipos, hay que enfrentarlos con responsabilidad”.