Connect with us

Fútbol Nacional

Adinolfi, el uruguayo récord en Honduras

Por: Geovanni Gómez
@geovannygo

Germando Adinolfi Fernández, uruguayo de nacimiento, llegó a Honduras en enero de 1992 con la ilusión de triunfar, y 22 años después revisando sus actuaciones en Guatemala y en Honduras llegamos a la conclusión que su venida a Centroamérica ha sido más que efectiva, al ganar campeonatos de liga y ser el único preparador físico que ha trabajado con los cuatro clubes grandes del fútbol hondureño. Adinolfi, a pesar de que pasa momentos complicados al ser parte de un cuerpo técnico de un Marathón metido en zona de descenso, accedió a recordar los viejos tiempos con Diario Más, sobre todo en la manera que dejó su natal Uruguay para entrar en una aventura exitosa en Honduras, los cambios de clubes y las personas que les abrieron las puertas para quedarse en un país que le abrió las puertas del éxito.

¿Qué significa Honduras para usted?

Adinolfi en la cancha de la Laguna de El Pedregal junto a su paisano Álvaro Izquierdo y el zaguero Hernaín Arzú.

Adinolfi en la cancha de la Laguna de El Pedregal junto a su paisano Álvaro Izquierdo y el zaguero Hernaín Arzú.

Significa todo para mí, aquí conocí a una gran mujer, excelente madre, con la que me casé por lo civil y por la iglesia, con quien tengo tres hijos, aunque en realidad sumo 6 en total. Todos mis hijos son profesionales, ingenieros en computación, sicóloga, abogado, doctora y la menor estudia relaciones internacionales. Además tengo 4 nietos.

¿Un hombre de hogar?

Sin duda, con mi esposa Marta incluso montamos un negocio familiar, La Pelotita, que inicialmente lo tuvimos en San Pedro Sula junto a un mercadito, ahora está en Puerto Cortés, un negocio rentable, allí está mi jubilación.

Antes de venir a Honduras, ¿qué hacía en Uruguay?

Yo tenía mi trabajo seguro de 14 años, una jubilación asegurada, pedí permiso por 6 meses, pero… después decidí quedarme a trabajar fuerte, a enviar mi sueldo a Uruguay para que mis hijos estudiaran, prácticamente me quedé viviendo de los premios que ganaba con los clubes que trabajé en Honduras. Así logré preparar a mis hijos Emiliano, Fiorella, Lucía, Christian, María Paola, María Sthepany, gracias a Dios que mi estadía aquí me permitió profesionalizarlos a través de mi trabajo honesto.

¿Con quiénes trabajaba?

Junto a su recordado amigo, Flavio Ortega, trabajaron juntos en Real España, Olimpia y selección nacional.

Junto a su recordado amigo, Flavio Ortega, trabajaron juntos en Real España, Olimpia y selección nacional.

En un colegio privado donde enseñaba baloncesto de día y fútbol sala de noche.

¿Practicó algún deporte en su país?

Fui jugador profesional de fútbol sala del Sporting Club de Uruguay entre 1968 y 1981. Jugaba de portero y gané muchos campeonatos nacionales. Además fui el preparador físico de la selección de fútbol sala de Uruguay que estuvo en Brasil en 1983, allí fue cuando decido retirarme del deporte activo.

¿Cómo llega a Honduras?

En 1992 el profesor “Mon” Rodríguez necesitaba un preparador físico y pidió referencias mías a Daniel Viera, quien me dijo que había un equipo interesado en mis servicios.

¿Cómo definió su contratación?

En la madrugada de Uruguay hablé por teléfono con Camilo y Edy Atala, luego tres horas con el profesor “Mon”, quien es un gran entrenador que no cuidó detalles para preguntarme y traerme al Motagua de Honduras.

¿Por qué se decidió a venir?

En sus récords el campeonísimo con Real España en 1994.

En sus récords el campeonísimo con Real España en 1994.

Me gustó la seriedad de los Atala y el profe “Mon”, la propuesta era preparar al equipo para la gran final, ya que en la liguilla no se pudo ganar, se perdió el campeonísimo, había dos meses para buscar el campeonato, ya que las finales eran 28 de febrero y 5 de marzo.

¿Qué impresión le dio al aterrizar en Tegucigalpa?

Pensé que estaba llegando a Miami por el tipo de iluminación de la ciudad, además me gustó el trato con el que me recibieron los muchachos, a quienes les gustaba el método de trabajo, entre ellos recuerdo a Padilla, Solís, Reyes Guillén, a todos en general.

¿Cayó bien en el grupo?

Realmente sí, no siento que tenían miedo, sino respeto para una persona que llegaba a ayudarles. El grupo era muy bueno, Viera era el líder positivo del mismo. En ese tiempo “Mon” solo hacía la parte técnica, me dejó lo físico y lo disciplinario, no tuvimos mayores problemas.

¿Cómo encontró al plantel?

Con muchas carencias, a pesar de que el profesor “Mon” sabe mucho del tema físico, ya que se preparó en Costa Rica y Alemania, pero no podía hacerlo todo. Lo primero fue ver a los rivales y así pude ver a Olimpia enfrentando a Platense y el clásico Marathón-Real España, nuestro equipo fue dividido en dos, los más experimentados no jugaron el resto de la liguilla, sino los jóvenes que venían asomando como Aplícano, Romerito, Panterita, Duarte y otros.

¿Dónde preparó al equipo?

En Telamar, fueron excelentes jornadas de trabajo, donde el grupo además se unió como tal, llegamos en buena forma a enfrentar a un gran equipo como Real España.

¿Cómo fue esa final?

Adinolfi Fernández junto a Gilberto Yearwood en un entrenamiento con Olimpia en 1999.

Adinolfi Fernández junto a Gilberto Yearwood en un entrenamiento con Olimpia en 1999.

No fue nada fácil, Real España era, junto a Olimpia, la base de la selección de Honduras, pero teníamos grandes jugadores y líderes positivos como Daniel Viera y otros. Empatamos sin goles en San Pedro Sula, merecíamos más, pero todo estaba listo para el juego de vuelta en casa, allí la fiesta fue inolvidable, estadio lleno, grupo convencido de que íbamos a ser campeones, la historia todos la saben, Motagua volvía a ser campeón después de 13 años.

¿Le gustaría volver al Motagua?

No solo al Motagua, que fue mi primera casa donde Camilo y Edy Atala me trataron bien, al igual que Lin Zelaya, sino a los otros clubes como Real España y Olimpia, donde también tuve buenos momentos como los campeonatos alcanzados. Solo buenos recuerdos tengo de familias distinguidas como los Atala, Ferrari, Paulino López Sabillón, Roberto Reyes Silva, entre otros.

Y a propósito, ¿por qué se fue del Motagua al Real España?

En realidad quería quedarme, pero no tenía química con el entrenador brasileño Roberto Abrussezze, le dije a Edy Atala que si seguía él, prefería irme. En eso vino lo de Real España, todos piensan que fue “Lito” Luzardo quién me recomendó, pero no fue así. El profesor Flavio Ortega me pidió una ayuda corta en la selección nacional, le gustó mi trabajo y se los comentó a los directivos del España.

¿Pero Motagua no quiso retenerle?

Marathón, un gran reto, cumplió récord de ser preparador físico de cuatro grandes.

Marathón, un gran reto, cumplió récord de ser preparador físico de cuatro grandes.

En realidad sí, un día viernes me fui con Lito a San Pedro Sula a firmar con Real España, estando allá recibí una llamada de Edy Atala diciéndome que Abrussezze no seguía, pero yo le explique que ya había firmado con el España, que no podía echarme para atrás, lástima, me hubiese tocado trabajar con el profesor Ramón Maradiaga.

¿Pero le fue bien con Real España?

Claro, un campeonísimo importante, además de una etapa donde el Real España tenía jugadores muy jóvenes que le dieron buenos resultados, pero al irse “Lito” me fui solidariamente con él.

¿Su paso al Olimpia cómo fue?

El profe Flavio me invita al Olimpia con la dicha de llegar y ser campeones, pero en el torneo siguiente un partido perdido ante el Luis Ángel Firpo de El Salvador nos causa la salida, previo a la final ante Platense, Olimpia salió campeón, pero con Chelato y Leonel Flores.

¿Pero regresa con Gilberto Yearwood?

En 1999 iniciamos un nuevo proyecto que terminamos con Julio González, saliendo campeones con un equipo que ya incluía a David Suazo. Luego seguimos con Julio en las finales que perdimos con Motagua. En el 2001 llega el profesor Pavón y me ratifica en el cargo, logrando campeonaizar en la liga y luego clasificar al mundial de clubes, pero al salir él, nos vamos del club.

¿Qué tal su viaje a Guatemala?

Buena experiencia, primero en Cobán Imperial con Julio González, pero fue algo corto, porque el profe Pavón me llama para trabajar en la selección nacional.

¿Qué recuerdos tiene?

Muy buenos, primero que tuvimos que ir a repechaje a Martinica, todavía gozo con eso, increíble ser quintos de Centroamérica, pero bueno logramos el pase a la Copa Oro, muy buena actuación, México no nos pudo ganar en el Azteca y Brasil con tremendo equipo nos ganó 2-1, ambos fueron finalistas de la copa. Además estuvimos a un paso de los juegos Olímpicos de Atenas, un gol raro de Costa Rica nos dejó fuera de ese sueño.

¿Retornó a Guatemala?

Entre 2005 y 2008 estuvimos con Jalapa, fuimos campeones y luego entre 2009 y 2010 con Comunicaciones, donde otra vez quedamos primeros con Julio González.

¿Cuándo regresa a Honduras?

En 2011 con el Platense de Héctor Vargas y Jairo Ríos, donde tuvimos buen trabajo, y luego tuve mi más corta participación en Honduras con Atlético Choloma, 5 partidos junto al profesor Rubén Guifarro.

¿Volvió con Platense?

Ayudamos a Guillermo Bernárdez en un momento complicado en el torneo anterior, por lo menos terminamos bien el mismo.

¿Por qué asumir a un Marathón complicado?

La amistad con Manolo Keosseián pesó en el tema, no podía venir su preparador físico habitual, Aníbal Gutiérrez, por lo que me pidió que le ayudara en algo no muy cómodo, este proyecto debe ser a largo plazo.

¿Pero se convierte en un histórico?

No sabía que ningún otro preparador físico había trabajado con los cuatro equipos grandes de Honduras. Para mí es un honor, pero en un momento de mucha presión, ya que todavía no salvamos al equipo del descenso, no me veo descendiendo, nunca he tenido ese mal récord en mi historial.

La gran pregunta: ¿se salvan del descenso?

La idea es esa, trabajamos para eso, no nos vamos a dormir, ni desmayar, hemos vivido situaciones dramáticas, pero no puede decir nadie que no se trabaja ni se lucha, lo que a veces sucede es inexplicable, pero estoy seguro que Marathón no desciende, ya el próximo año será otra cosa.

Deja tu comentario

Recomendamos - Fútbol Nacional