Connect with us

La Bicolor

LA GRAN "IDEOTA" DEL MONUMENTO

En los próximos días la Fenafuth,  develará un monumento, en las afueras del estadio Olímpico Metropolitano de San Pedro Sula, conmemorativo a la clasificación de Honduras a la Copa del Mundo Sudáfrica 2010, el costo y la ubicación del es lo de menos, pero en mi opinión personal, dicha clasificación y quienes la lograron, ya recibieron suficientes homenajes.

Es más, los jugadores y el cuerpo técnico que logró esa hazaña, ganaron millones de lempiras en premios, se hicieron millonarios por Honduras, la camiseta la sudaron pero les pagaron, si bien es cierto nos dieron una gran alegría al clasificar al mundial del 2010,  no creo que se merecen un monumento.

La Fenafutth defiende esta gran “ideota” diciendo que el monumento no sólo es para los jugadores y cuerpo técnico que lograron la clasificación, sino que allí estarán representados los directivos, la afición, árbitros e incluso la prensa deportiva, y es que en Honduras somos “perros” para inventar, recuerdo cuándo Honduras logró la clasificación en El Salvador,  el presidente de ese entonces Roberto Micheletti, convocó a una Cadena Nacional de radio y televisión para celebrar la hazaña.

No se me olvidan la palabras de Micheletti, diciendo que iba a invitar “con todo pagado” a la Islas de la Bahía, al seleccionado estadounidense Jonathan Bornstein, cuyo gol ante Costa Rica, significó también gran parte de la clasificación de Honduras a Sudáfrica.

Otros,  fueron más allá y propusieron que Reinaldo Rueda lanzara su candidatura presidencial, y “segurito” derrotaba a Elvin Santos y Pepe Lobo en las elecciones de noviembre de 2009, Carlos Pavón, era el idóneo para manejar el Congreso Nacional y Amado Guevara el alcalde de la capital.

Pero todo esto acabó una vez que se jugó el Mundial, la selección no pudo hacer un tan sólo gol, se vino de Sudáfrica con un tan sólo punto, y allí comenzó el “descabezamiento” de Rueda, se había acabado el sueño, y salían y siguen saliendo a flote, problemas antes, durante y después de la justa mundialista.

A los señores de la Fenafuth, ya se les olvidó que en 1982, fue la primera vez que Honduras logró ir por primera vez a un Mundial, y fue en el Estadio Nacional, en el mismo no hay ni una placa conmemorativa, o por lo menos una fotografía que recuerde ese momento inolvidable para muchos.

He hablado con varios ex integrantes de esa selección e incluso con su técnico, “Chelato” Uclés, y para ellos no hubo premios millonarios, el premio que recibieron fueron las motivantes muestras de cariño que el pueblo hondureño les demostró,  una vez que retornaron del Mundial de España, el avión en que venían no podía aterrizar por los miles de fanáticos que habían invadido la pista del Toncontín, entre esos estaba yo.

Ahora me pregunto, ¿cuántos monumentos tendrá Brasil, Argentina, Estados Unidos o sin ir tan lejos, Costa Rica, por haber clasificado a mundiales?, porqué no se premian a esos centenares de niños y niñas y sus respectivos padres de familia, que los fines de semana tragan polvo, soportan sol y lluvia jugando en las olvidadas polvorientas canchas de la capital.

Deja tu comentario

Recomendamos - La Bicolor