Connect with us

Béisbol

Efecto económico de goteo, meollo de disputa en el béisbol

Publicado

Se suponía que el contrato de Francisco Lindor por 341 millones de dólares con los Mets de Nueva York favorecería la firma de convenios jugosos para otros campocortos.

Y se esperaba lo mismo para los pitchers cuando los ases Gerrit Cole y Max Scherzer suscribieron contratos colosales.

Durante años, los peloteros se han beneficiado de una economía con efecto de goteo, en que los grandes salarios para las estrellas fomentan a su vez mejores ingresos para quienes no son tan famosos.

Pero si bien una serie de contratos han impuesto récords en las campañas recientes, elevando la parte superior de la escala salarial, ello no ha hecho mucho por los peloteros que están más abajo.

Y ello habría incidido en que se adelgace la clase media del béisbol.

Los peloteros creen en un mercado en que los beneficios se derraman de arriba hacia abajo. Ello, junto con su deseo de aumentar las nóminas de los clubes constituye el meollo de las diferencias financieras que han desembocado en el primer paro laboral en las Grandes Ligas en 26 años.

Lindor, Cole y Scherzer están en el subcomité ejecutivo de ocho integrantes en el sindicato. El grupo incluye también al pelotero de cuadro Marcus Semien, al receptor Jason Castro y a los lanzadores Zack Britton, Andrew Miller y James Paxton.

De esos jugadores, sólo Castro, con 3,5 millones de dólares, devengó menos de 12 millones la temporada anterior.

Y de los 1.670 jugadores que aparecieron en una nómina de las Grandes Ligas este año, 1.145 ganaron menos de un millón de dólares. La cifra incluye a 771 peloteros que devengaron menos de medio millón, y a 241 que percibieron menos de 100.000 dólares.

“A fin de cuentas, estamos peleando por mejorar las cosas en muchos lugares para el siguiente contrato colectivo”, escribió Miller en un correo electrónico dirigido a The Associated Press. “Queremos que todos los jugadores sean tratados y compensados de la misma forma, que cada equipo intente ganar y que, a fin de cuentas, todos los aficionados de un equipo vean la mejor versión posible de béisbol”.

Preocupado ante la depresión de los salarios por el llamado impuesto al lujo y una declinación en las nóminas de las mayores desde 2017, el sindicato propuso elevar el umbral de ese gravamen, de 210 a 245 millones de dólares.

Los peloteros reducirían el plazo en que serían elegibles para la agencia libre, de seis a cinco temporadas de servicio en las mayores para deportistas de 29,5 años o menos en 2025-26. Y disminuirían a dos años el tiempo en que serían elegibles para el arbitraje salarial.

Un porcentaje abrumador de las ganancias iría a los peloteros que ganan más.

Las Grandes Ligas consideran que las propuestas del sindicato causarían que más astros se marchen de los mercados pequeños. Los jugadores consideran que ese argumento oculta en realidad la aversión a elevar el gasto.

“Mientras más te acercas a un mercado libre, más te acercas también a una valuación precisa de los peloteros. Mientras más restricciones haya, más artificiales serán los salarios», dijo Gabe Feldman, director del programa de derecho deportivo en la universidad de Tulane. ”Pero está también la preocupación que tienen todas las ligas, de que si hay un mercado libre, los equipos de los mayores mercados atraerán a los mejores jugadores, dado que estarán dispuestos a pagar más».

Las negociaciones se rompieron el 1 de diciembre, horas antes de que expirara el contrato colectivo. Las Grandes Ligas declararon el paro patronal al día siguiente.

Ambas partes han guardado silencio públicamente desde entonces. No se espera que se reanuden las conversaciones sobre asuntos económicos cruciales sino hasta el mes próximo, a medida que se acerque el 16 de febrero, la fecha en que debía comenzar la pretemporada.

Los 100 peloteros mejor pagados de las mayores representaron el 50,6% de las ganancias en 2021 en las nóminas observadas en el día inaugural.

Dado que muchos equipos comprometieron en astros un alto porcentaje de su dinero para nómina, algunos se deshicieron de jugadores que devengaban un millón de dólares o más, para optar por peloteros más jóvenes con contratos divididos.

Esos convenios contemplan una paga más baja en las menores, en comparación con las Grandes Ligas. Debido a eso y a un papel creciente de los relevistas, los lanzadores en la parte baja de los rosters van y vienen entre las mayores y las menores.

“Hemos estado prácticamente en guerra con nuestros jugadores del estrato medio durante las últimas dos décadas, en los deportes con tope salarial y en el béisbol con el impuesto al lujo y con la agencia libre”, comentó Bob Boland, exagente que imparte clases en la Escuela de Trabajo y Relaciones de Empleo dentro de la universidad Penn State.

“Si eres el sindicato de peloteros, sabes que la parte alta de los agentes libres siempre tendrá valor. Lo que te preocupa es que hay una parte vibrante en el siguiente estrato, y el béisbol la ha recortado severamente”. (AFP)

Béisbol

MLB no exigirá vacunación de jugadores de ligas menores

Publicado

Por

(GG)

El béisbol de las Grandes Ligas no requerirá que los jugadores con contratos de ligas menores estén vacunados contra el COVID-19 la próxima temporada, pero establecerá como obligatorio que la mayoría del personal se inocule.

Mientras que los jugadores con contratos de Grandes Ligas son parte de un sindicato y las reglas deben ser negociadas por la Asociación de Jugadores de la MLB, los beisbolistas con contratos de ligas menores no están agremiados.

“Nuestro asesor experto nos aconsejó que el personal y demás personal que está en contacto con los jugadores estén completamente vacunados y proveer un ambiente seguro para prevenir infecciones y transmisión”, dijo MLB en un comunicado.

ESPN fue el primer medio en reportar la decisión de las Grandes Ligas.

“Se considerará permitir como razonable que el personal pueda recibir una excepción a este requisito. Dichas dispensas de considerarán de forma individual y de acuerdo con las leyes estatales. Seguimos alentando fuertemente la vacunación entre jugadores de ligas menores y pondremos recursos a su disposición para los equipos de ligas menores y jugadores para lograr la meta”, agregó MLB. (AP)

Ver Más

Béisbol

Reabren caso contra «Big Papi» Ortiz por acusación de violencia de género

Publicado

Por

(GG)

Un tribunal de República Dominicana ordenó este miércoles reabrir un caso contra el expelotero de Grandes Ligas David «Big Papi» Ortiz por una acusación de violencia de género, según fuentes judiciales, un día después de ser electo como miembro del Salón de la Fama del béisbol.

Ortiz, exbateador de los Mellizos de Minnesota y los Medias Rojas de Boston, había sido investigado en dos ocasiones anteriores a raíz de una querella que sometió su expareja Fary Almánzar, madre de uno de los hijos del exbeisbolista, por supuesta violencia de género.

Sin embargo, en ambas ocasiones la Fiscalía archivó el expediente tras determinar que no se podían constatar, con pruebas, los hechos denunciados por la querellante, según reportes de prensa.

«La jueza dijo que la Unidad de Violencia de Género (de la Fiscalía) no hizo la investigación que tenía que hacer», establece un comunicado de los abogados de Almánzar.

«Ortiz no compareció a la audiencia. Tampoco era necesaria su presencia debido a que se iba a discutir el contenido de una decisión emitida por la Fiscalía», añade el documento.

De acuerdo con los abogados de Almánzar, la Fiscalía dispone de 20 días para concluir la investigación.

«Big Papi» se convirtió el martes en el cuarto beisbolista dominicano en ingresar al Salón de la Fama de Cooperstown, tras alcanzar el 77,9% de los votos en su primer año en las boletas.

Tras 20 años de trayectoria y tres Series Mundiales ganadas con los Medias Rojas, Ortiz se retiró del béisbol al finalizar la temporada de 2016, con promedio de por vida de .286, 631 dobles, 541 cuadrangulares, 1.758 carreras impulsadas y 1.419 anotadas, además de .620 de ‘slugging’ y un OPS de 1.021. (AFP)
mentos relacionados

Ver Más

Béisbol

Polémica rodeará a Carlos Beltrán en votación a Salón de la Fama

Publicado

Por

(GG)

Sin Barry Bonds, Roger Clemens ni Curt Schillings en la boleta, parecería que la elección del próximo año al Salón de la Fama será menos polémica.

Pero el debutante principal en la papeleta llega con sus propios problemas. Habrá que olvidar los esteroides, es hora de hablar del robo de señales.

Carlos Beltrán es elegible al Salón de la Fama en 2023 y aunque el jardinero boricua tuvo una distinguida carrera en el plato y el terreno de juego, estuvo implicado en el robo de señales de los Astros de Houston. Ello le costó su trabajo como mánager de los Mets.

No está claro si los votantes tratarán a Beltrán tan duro como a Bonds, Clemens y otros más cuyos logros han sido puestos en duda por las acusaciones de uso de drogas para mejorar el rendimiento.

Schilling decepcionó a los votantes con su comportamiento en años recientes, incluyendo mensajes enconados en las redes sociales sobre los musulmanes extremistas, las personas transgénero y los periodistas.

El caso es que la boleta del próximo año se verá distinta.

EL NUEVO
Beltrán destaca para el próximo año: Nueve veces elegido al Juego de Estrellas, 20 años de carrera con 435 jonrones, 312 bases robadas y números impresionantes en playoffs. Beltrán ganó la Serie Mundial en su último temporada, con Houston en el 2017.

Tras la investigación al equipo, la MLB indicó que Beltrán fue uno de los involucrados en el uso ilícito de medios electrónicos para robar señales. Los Mets, que lo habían contratado como su manager, prescindieron de sus servicios antes de que dirigiera un solo juego.

A.J. Hinch y Alex Cora, otros dos managers destituidos por el escándalo han vuelto a recibir empleos como pilotos en las Grandes Ligas.

ROLEN MÁS CERCA
Scott Rolen es el mejor jugador que vuelve a ser elegible el próximo año tras recibir el 63,2% de los votos esta ocasión. Este fue su quinto año de elegibilidad y mejoró respecto del 52,9% obtenido en 2021.

RELEVISTAS
Los resultados fueron mixtos para algunos de los mejores relevistas este año. Billy Wagner mejoró de 46,4% a 51%, pero Joe Nathan (4,3%) y Jonathan Papelbon (1,3%) quedaron fuera en su primer intento.

El próximo año, Francisco Rodríguez será elegible. El venezolano ostenta el récord de una temporada con 62 salvamentos en 2008.

OTROS NOVATOS
Además de Beltrán y Rodríguez, es difícil ver que otros nuevos jugadores reciban un gran apoyo, aunque Matt Cain, Jayson Werth y Mike Napoli tuvieron algunos momentos memorables durante sus carreras.

VACANTES
Los votantes pueden elegir un máximo de 10 jugadores para integrar al Salón de la Fama. Este año el 33,8% del electorado utilizó los 10 lugares. Esto representó un incremento respecto del 14,5% observado el año anterior.

No fue una gran sorpresa, ante el hecho de que nadie fue elegido por la Asociación de Cronistas de Béisbol de Norteamérica (BBWAA por sus siglas en inglés) un año antes. Y ningún pelotero con posibilidades reales estaba en su décimo año de elegibilidad. (AP)

Ver Más

Béisbol

Roger Clemens y Barry Bonds, fuera del Salón de la Fama en último año de elegibilidad

Publicado

Por

(GG)

En el Salón de la Fama del beisbol no estarán Roger Clemens, Barry Bonds, ni Curt Schilling. Los tres se quedaron por debajo del respaldo requerido en su décimo y último año en la papeleta de la BBWAA.

Bonds es el máximo jonronero en la historia de las Grandes Ligas y Clemens impuso un récord con siete premios Cy Young. Los votantes les negaron el máximo honor en el beisbol de las Grandes Ligas ante las sospechas de que consumieron drogas para mejorar su desempeño.

Bonds obtuvo el 66% de los votos y Clemens el 65,2%. El apoyo para Schilling cayó abruptamente después de 2021, cuando se quedó a 16 votos de la entronización.

Muchos votantes le retiraron el apoyo al lanzador derecho ante las declaraciones intolerantes que ha hecho en el retiro contra los musulmanes, las personas transgénero, los periodistas y otros grupos. (Fox Sports)

Ver Más

Béisbol

«Big Papi» Ortíz: «todavía no me lo creo, soy del salón de la fama de MLB»

Publicado

Por

(GG)

Sinónimo de bateador oportuno. Un fornido toletero dominicano dueño de una personalidad magnética. Leyenda en Boston.

Todo eso fue David Ortiz en las Grandes Ligas. Y ahora es miembro del Salón de la Fama.

Ortiz fue elegido al Salón de la Fama en su primera aparición en la papeleta. En tanto, Barry Bonds y Roger Clemens perdieron su última oportunidad de ser votados como miembros del recinto.

Elegido 10 veces al Juego de Estrellas durante su carrera fulgurante de 20 campañas, la mayoría con los Medias Rojas de Boston, Ortiz fue mencionado en el 77,9% de las papeletas, de acuerdo con los resultados revelados el martes por la Asociación de Cronistas de Béisbol de Norteamérica (BBWAA por sus siglas en inglés).

Con ello, superó el mínimo requerido del 75% de apoyo para su entronización. Es el cuarto pelotero que se desempeñó principalmente como bateador designado y que ingresará en el recinto.

“Todavía no me lo creo. Tienen que darme un par de días para analizarlo», dijo Ortiz antes de tirar una comparación con una serie de dibujos animados sobre superhéroes. «Es un grupo muy élite. Yo los veía como si fueran el Salón de la Justicia con todos los Súper Amigos. Pertenecer a ese grupo es muy impresionante».

“Big Papi” se une a Juan Marichal, Pedro Martínez y Vladimir Guerrero padre para dejar en cuatro la cifra de peloteros dominicanos en Cooperstown.

“Aquí respiramos béisbol”, dijo

Desde su natal Santo Domingo, Ortiz compareció ante la prensa con una camisa de estampado floral y colores brillantes. Iba acompañado por Martínez.

“¿Ese que ven detrás mío?», indicó Ortiz, señalando hacia el ex as de Boston. “Este hombre fue un padre para mí”.

Con su amplia sonrisa y carisma, Ortiz fue uno de los referentes del béisbol durante las décadas de 2000 y 2010, ganándose el cariño de fanáticos propios y extraños. En contraste, su corpulenta presencia física intimidaba a los lanzadores.

Además, el pelotero tuvo un don innato para hacerse sentir en los últimos innings.

Totalizó 23 hits que sentenciaron juegos, incluyendo tres durante la postemporada de 2004 en la que Boston exorcizó una maldición de 86 años sin conquistar la Serie Mundial.

Ortiz bateó para .286 y conectó 541 jonrones con Boston y Minnesota. El 88% de sus apariciones al plato fueron como bateador designado, la mayor cantidad de alguien en el Salón de la Fama. Deja atrás al puertorriqueño Edgar Martínez, quien fue un designado en el 71.7% de sus apariciones. Frank Thomas y Harold Baines son los otros exaltados que se desempeñaron como designados la mayor parte.

Pero quedó exento de los escándalos por sustancias dopantes. Al final de cuentas, sin embargo, un bloque amplio de votantes pasó por alto el resultado positivo detectado en una serie de pruebas en 2003 que se suponía se mantendrían en el anonimato.

Ortiz siempre ha negado que haya consumido esteroides. Además, el comisionado Rob Manfred afirmó en 2016 que le parecía “mal” excluirle del Salón de la Fama con base en esa solitaria prueba.

El tres veces campeón de la Serie Mundial se ha mantenido en el candelero tras retirarse. Se ha desempeñado como analista de la cadena Fox Sports durante la postemporada.

Fue hospitalizado en 2019 tras ser baleado en la República Dominicana. Su recuperación requirió de tres cirugías, y los doctores le extirparon la vesícula y partes de sus intestinos y el colon.

Ortiz será exaltado en el museo de Cooperstown, en el norte del estado de Nueva York, el 24 de julio, junto a los cubanos Minnie Miñoso y Tony Oliva, además de Buck O’Neil, Gil Hodges, Jim Kaat y Bud Fowler, seleccionados por los comités de las eras.

En el recinto no estará Clemens, ni Bonds, ni Curt Schilling, ni Sammy Sosa. Los cuatro se quedaron por debajo del respaldo requerido, en su décimo y último año en la papeleta de la BBWAA.

Bonds es el máximo jonronero en la historia de las Grandes Ligas, Clemens impuso un récord con siete premios Cy Young y Sosa es el noveno en la tabla histórica de cuadrangulares. Los votantes les negaron el máximo honor en el béisbol ante las sospechas de que consumieron drogas para mejorar su desempeño.

Bonds obtuvo el 66% de los votos; Clemens el 65,2%; y el dominicano Sosa 18,5%.

“Mi familia y yo pusimos el Salón de la Fama en el espejo retrovisor hace 10 años», dijo Clemens en Twitter. “No salía a jugar para entrar al Salón de la Fama. Jugaba para marcar una diferencia generacional en las vidas de mi familia. Lo siguiente era enfocarme en ganar campeonatos, ayudando a mi comunidad y a los fanáticos. Esa fue mi pasión».

“Ojalá todos puedan cerrar este libro y enfocarse en lo que es realmente importante en la vida”, añadió.

El apoyo para Schilling cayó abruptamente después de 2021, cuando se quedó a 16 votos de la entronización.

Muchos votantes le retiraron el apoyo al lanzador derecho ante las declaraciones intolerantes que ha hecho en el retiro contra los musulmanes, las personas transgénero, los periodistas y otros grupos.

Otro cuyo respaldo se desplomó fue Omar Vizquel, quien hasta hace poco parecía bien encaminado a recibir el 75%. De haber alcanzado un 52,6% en 2020, el torpedero venezolano recibió apenas 23,9% en su quinto año.

La candidatura de Vizquel ha sido socavada por acusaciones de violencia doméstica por parte de su esposa, Blanca, y una demanda de acoso sexual presentada por un ex recoge bate de filial de ligas menores de los Medias Blancas de Chicago en 2019.

Entre los otros debutantes en la papeleta, Alex Rodríguez y Jimmy Rollins fueron los que más votos captaron.

Rodríguez ganó tres veces el premio al Jugador Más Valioso, acumulando 696 jonrones de por vida. Pero su trayectoria quedó manchada cuando MLB le suspendió por todo 2014 tras quebrantar el reglamento antidopaje. El dominicano alcanzó un 34,3%.

Rollins, un torpedero que ganó un MVP y obtuvo Guantes de Oro con Filadelfia, apareció en el 9,4% de las papeletas. Joe Nathan, Tim Lincecum y Ryan Howard se encontraban dentro de un grupo de 10 jugadores que quedaron fuera tras su primer año de elegibilidad.

Los otros que alcanzaron más del 50% fueron Scott Rolen (63.2%, dando un salto desde el 52.9%), Todd Helton (52%, subiendo 44.9%) y el relevista Billy Wagner (51%, desde 46.4%).

Andruw Jones (41,1%), Gary Sheffield (40,6%), Jeff Kent (32,7%), Manny Ramírez (28,9%), Andy Pettitte (10,7%), Bobby Abreu (8,6%), Mark Buerhle (5,8%) y Torii Hunter (5.3%) lograron mantenerse para otro año.

La próxima papeleta generará otra dosis de polémica cuando el puertorriqueño Carlos Beltrán asome en la lista. El nueve veces All-Star fue sancionado por MLB al término de la campaña de 2020 y despedido como mánager de los Mets de Nueva York por su participación en el escándalo de robo de señales de los Astros de Houston. (AP)

Ver Más
Publicidad

Boletín De Noticias

Recibe las mejores historias directamente a tu correo.



TABLA LIGA NACIONAL

Publicidad
Publicidad

Derechos Reservados © 2021 Diario Deportivo MÁS, Honduras Centro América.