Connect with us

Fútbol Internacional

Bélgica no necesita ni a Hazard ni Lukaku para golear a Islandia

Bélgica mantendrá el liderato en su grupo de la Liga de Naciones tras vencer sin dificultades a Islandia, que inició el encuentro con tesón y se adelantó en el marcador pero acabó desbordada por el potencial ofensivo belga aun sin sus goleadores por excelencia, Hazard y Lukaku.

Apenas veinte minutos le bastaron a los Diablos Rojos para asentar su dominio y lograr otros tres puntos que les sitúan líderes de su grupo en esta competición, con seis en total, después de que Inglaterra no lograra pasar del empate a cero ante Dinamarca.

Bélgica no contó en este partido con muchas de sus estrellas, como Eden Hazard, que vio el duelo desde el banquillo por no estar al cien por cien en su recuperación tras una lesión de tobillo; Romelu Lukaku, que tuvo descanso; o Thibaut Courtois, que había vuelto a España para hacer la pretemporada con el Real Madrid.

El primer susto del partido lo dio, de hecho, Islandia, con un disparo de Fridjonsson que se fue alto.

Apenas cinco minutos después, el mismo jugador probó suerte con un disparo que parecía perderse pero se volvió endiablado al rebotar en Denayer y convertirse en un globo que pasó limpiamente por encima de la cabeza de Casteels.

En los primeros compases del partido en Bruselas sorprendió la dificultad para los de Roberto Martínez, considerados claros favoritos, de generar juego. Pese a que tenían la pelota, Islandia tapaba de forma experta todos los huecos en la defensa.

Los Diablos Rojos despertaron unos minutos después. Tras una parada espectacular de Kristinsson, Witsel remató curvada la pelota y, cuando un defensa islandés quiso despejarla, el esférico ya había cruzado la línea de gol.

El tanto dio alas a los belgas, que apenas unos minutos después confirmaron que la alegría les iba a durar poco a los islandeses. Un despeje mal medido de Kristinsson a un disparo de Witsel le cayó a los pies a Batshuayi, que superó al portero sin complicaciones.

Tras veinte frenéticos primeros minutos, ambos equipos parecieron firmar una tregua y relajaron el ritmo, con un intercambio de ocasiones sin mayor peligro.

Sin embargo, el ambiente de los primeros minutos se había revertido y ya era Bélgica, de la mano especialmente de De Bruyne, Mertens y Witsel, la que dominaba a una Islandia que se dedicó a esperar para salir al contragolpe con muchas dificultades para abandonar el campo propio.

Bélgica dio dos sustos a los de Erik Hamrén en los últimos momentos de la primera parte, con una ocasión en la que la pelota se paseó a menos de medio metro de la portería islandesa tras una larguísima jugada belga en la que costó desactivar el muro islandés, y un pase al hueco al que no llegó Batshuayi.

La segunda parte mantuvo una dinámica muy similar a la primera, con Bélgica muy activa y dictando el ritmo, que se tradujo en una fantástica conexión entre De Bruyne y Mertens que el jugador del Nápoles logró finalizar con un tanto mientras caía al suelo.

Bien instalada en el partido, el mayor contratiempo de Bélgica en la segunda parte fue el encontronazo entre Fjóluson y Casteels, que acabó con el portero belga sangrando por la boca y forzó la primera sustitución de Roberto Martínez, quien dio entrada a Mignolet.

Tras varias paradas providenciales del meta islandés, De Bruyne vio bien colocado al jovencísimo Verschaeren, que acababa de entrar en el terreno de juego y terminó colocándole el balón a Batshuayi para que el delantero del Chelsea lo enviara de un sutil taconazo al fondo de la red.

Y cerró el marcador otra de las apuestas a futuro de los Diablos Rojos. Doku, de 18 años, recibió un pase sublime de De Bruyne -que se quedó sin marcar pese a participar en buena parte de las jugadas clave del partido- y recortó a lo que le quedaba de la defensa en el área pequeña para batir al portero.

La cómoda victoria belga es la duodécima en doce partidos de los Diablos Rojos contra Islandia, con un balance de 42 goles a favor y siete en contra.

La segunda jornada deja a Bélgica asentada como primera del grupo B con dos victorias, mientras que Islandia acumula dos derrotas y cero puntos en esta edición de la Liga de Naciones. EFE. (JL).