De Marcos: Tengo a Bielsa en un altar - Diario Deportivo Más
Connect with us

Fútbol Internacional

De Marcos: Tengo a Bielsa en un altar

El jugador del Athletic de Bilbao Oscar de Marcos aseguró que tiene al técnico chileno Marcelo Bielsa “en un altar” porque de él aprendió “muchos valores, muchas cosas de la vida y muchos pequeños gestos”.

Bielsa entrenó al Athletic de Bilbao desde julio de 2011 a junio de 2013 y fue decisivo en la carrera de De Marcos, según expresó el jugador en una rueda de prensa virtual #desdecasa, en la que contestó a las preguntas de los aficionados y periodistas.

“Además de lo que (Bielsa) me dio deportivamente, que también, valoro muchísimas cosas. Le tengo en un altar”, desveló, agradeciéndole que fuese el único entrenador que le hiciese jugar: “en la posición que mejor iba a mis características”.

“Bielsa jugaba con dos medias puntas y ningún entrenador juega con ese esquema, Ernesto (Valverde) pasó a dos medio centros y un media punta, tuve la opción de jugar de media punta, sobre todo el primer año, pero quizás me movía demasiado de esa zona. Quizás perdía el sitio y por eso igual me movieron al lateral”, explicó su reconversión de jugador de ataque a defensa.

“Hay que ir adaptándose. Con el tiempo me he dado cuenta de que puede que no sea nada, pero también que puedo jugar de todo”, apuntó, confesando que de los goles que ha marcado, “que no han sido muchos”, se queda, “por bonito, con el de Tromsö (Noruega) en mi primer año”.

En su comparecencia, De Marcos hizo un repaso a una carrera que confesó marcada por Bielsa y la icónica victoria ante el Manchester United en Old Traford, en la Liga Europa, con más de 8.000 seguidores rojiblancos en las gradas.

Por eso, su gol a los “diablos rojos” es el que más valora “por el escenario en el que fue”. “Fue lo máximo”, resumió la importancia de aquel encuentro para alguien que, como él, se siente “muy orgulloso de haber nacido del Athletic y de poder defender esta filosofía única frente al resto del mundo”.

“Eliminar a aquel Manchester nos hizo creernos que éramos unos jugadores importantes. Fue una noche que no creo que la olvidemos ni los jugadores ni los aficionados que lo vivimos”, dijo, valorando también que lograr “la Supercopa” ante el Barça “fue algo único”.

“El 4-0 de la ida en San Mamés fue increíble. Pero, como era a doble partido, teníamos miedo a no conseguirlo aun estando tan cerca de conseguir un título. Por eso no disfruté tanto la ida y la vuelta fue como si no conseguirlo hubiese sido un pequeño fracaso. Así que me quedo con Manchester. Allí nadie pensaba en la vuelta. Habíamos hecho un partido único y lo disfruté como si no hubiese un mañana”, se acordó de aquella noche histórica en tierras inglesas.

“Manchester fue uno de los recuerdos más bonitos en el mundo del fútbol y aquellas eliminatorias nos dieron un plus mentalmente, pero ojalá puede haber mejores y ojalá sea este año, que tenemos una oportunidad única”, apuntó su “sueño” de ahora “de ganar la Copa y celebrarlo con la Gabarra“. EFE. (JL).

Recomendamos - Fútbol Internacional