Connect with us

Fútbol Internacional

Un agónico gol en la prolongación da la victoria al Ajax

Un gol del marroquí Noussair Mazraoui en el minuto 92 dio la victoria al Ajax frente al Benfica gracias al único error que cometió el defensa argentino Germán Conti en todo el partido y coloca a los holandeses como colíderes del grupo E junto al Bayern de Múnich, ambos con siete puntos.

El partido fue animado, más equilibrado de lo esperado gracias a la buena planta que demostraron los portugueses y con ocasiones para ambos, pero la diosa fortuna le guiñó un ojo al Ajax cuando varios espectadores ya enfilaban la salida del estadio.

Un despeje defectuoso de Conti terminó en las botas de David Neres, quien acababa de saltar al campo, y su rápida internada hasta la línea de fondo y pase posterior acabó en las botas de Mazraoui, cuyo disparo chocó en la pierna del español Alex Grimaldo y despistó al portero del Benfica para terminar en el fondo de las mallas.

Se da la circunstancia que fue precisamente Conti uno de los mejores jugadores del Benfica, pues sus cortes de balón y atención constante salvaron a los portugueses de recibir goles durante el tiempo reglamentario.

Los dos equipos saltaron al campo sabiendo del triunfo del Bayern de Múnich, obligados por tanto a buscar la victoria para no quedarse descolgados de los puestos que permiten pasar a la siguiente ronda de la Liga de Campeones.

El Benfica se presentó bien organizado, dejando que los locales disfrutaran más de la posesión de la pelota, pero hilvanando jugadas que pusieron en aprietos el guardameta Onana en los primeros minutos.

Los hombres de Erik Ten Haag tuvieron en esos momentos dificultades para llegar con claridad a la portería contraria, pero según avanzó el primer tiempo, y sobre todo gracias a los precisos pases de Hakim Ziyech, se acercaron cada vez más al área portuguesa.

El danés Kasper Dolberg, que no jugó al 100%, desaprovechó una clara ocasión de gol en el minuto 21, cuando se quedó sólo delante del guardameta gracias a un pase de Ziyech, pero le faltó velocidad para disparar cómodamente y se la tiró al pie del portero.

El Benfica lo intentó sobre todo a base de contrataques, y tanto Rafa Silva como Seferovic probaron desde lejos con disparos duros y certeros, pero sin éxito gracias al buen trabajo del guardameta camerunés Onana.

La ocasión más clara de la primera parte la firmó en el minuto 40 el argentino del Ajax Tagliafico gracias a un remate bombeado que superó al guardameta Vlachodimos, pero cuando la grada ya cantaba victoria, llegó Conti y de un salto la despejó con la pierna en la línea de gol.

En la segunda mitad, los locales salieron más decididos e intentaron batir a Vlachodimos con disparos lejanos, sobre todo desde las botas de Donny Van de Beek y, de vez en cuando, de Ziyech.

En el minuto 72, un derechazo del delantero del Benfica Rafa Silva se encontró con el pie del portero Onana, en una parada digna de un portero de fútbol sala, mientras que dos minutos más tarde fue el portero del cuadro luso quien salvó un disparo de Van de Beek gracias a que aguantó la posición y no se tiró a destiempo.

El gol en el descuento del Ajax obliga al Benfica a ponerse las pilas, pues se queda a cuatro puntos del segundo puesto del grupo E de la Liga de Campeones. EFE.

Deja tu comentario

Recomendamos - Fútbol Internacional