Connect with us

Bla Bla

¿Divididos?

Aunque la selección nacional es el equipo de todos, es cada vez más evidente el sentimentalismo con que se opina al criticar individualidades.

La bicolor une a todos los hondureños cuando se trata de celebrar un gol, un triunfo o una clasificación, aunque tampoco falta alguien que recuerde que el gol lo hizo un jugador de tal equipo, o la figura fue un futbolista de determinado club, refiriéndose por supuesto a su equipo.

Eso lo seguimos viviendo en cada torneo en el que Honduras participa en diferentes categorías, y lo estamos confirmando justo ahora en la copa oro, donde los aficionados de Olimpia critican a Mario Martínez, pero los que simpatizan con Real España o Motagua señalan a Anthony Lozano.

Por ejemplo, cuando Calos Discua entró por Mario Martínez y anotó el gol contra Estados Unidos, muchos seguidores de Motagua empezaron a decir que tenía que ser titular, pero los aficionados de Real España pidieron algo similar cuando Martínez entró por Discua ante Panamá y tiró al poste; lo que deja en evidencia que el sentimentalismo los divide al momento de tratar de opinar con objetividad.

También están los seguidores de aquellos clubes que no tienen jugadores en la bicolor, y aunque siempre hablan de los futbolistas del equipo o de los clubes que no les simpatizan, y quieren hacer ver bien a otros, al no ver jugadores del equipo de su simpatía, concluyen que la selección es solo para determinados clubes y que está “secuestrada” o monopolizada.

Por ahora es importante que ese sentimiento propio de un aficionado no contagie a los periodistas, un sentimiento que tampoco debe dividir a los jugadores de la selección y ponernos a separar los del norte con los del centro, o los de la liga con los legionarios, o los blancos de los negros.

Es momento de vencer el divisionismo sentimental, el regionalista, para unirnos, para celebrar los goles de Mario Martínez, Lozano o de Rubilio como jugadores de la bicolor y no de Real España, Olimpia o Motagua; y si la selección queda fuera, tampoco señalar que se perdió por el error o la falla de un jugador del club que no simpatiza; es la “selección nacional”.

Deja tu comentario

Recomendamos - Bla Bla