Connect with us

Fútbol Internacional

Bélgica no pudo con Gales

La selección de Bélgica tampoco pudo doblegar a Gales, que se mantiene firme en su camino hacia la Eurocopa de Francia después de cuatro partidos en los que nadie ha conseguido ganar al equipo que lidera Gareth Bale.

El sueño de Gales de volver a una gran competición, desde la última y única que disputó en el Mundial de Suecia de 1958, no se desvaneció después de conseguir puntuar el estadio Rey Balduino de Bruselas. Bélgica no bajó de la nube a un equipo que hasta hoy se había enfrentado a selecciones menores como Chipre, Andorra y Bosnia.

No había cedido una derrota, pero los marcadores de aquellos duelos, muy ajustados, auguraron sufrimiento en duelos de más enjundia. Los “Diablos Rojos”, un rival de entidad, iban a poner a prueba a los hombres de Chris Coleman, que propusieron un sistema defensivo pero inteligente para conseguir unos puntos que eran muy importantes para su objetivo de alcanzar la gloria.

Por lo menos así lo hicieron en la primera parte, en la que solo Gareth Bale, con un disparo de falta en el minuto 14, creó algo de inquietud en la meta defendida por Thibaut Courtois. Ese fue el único acercamiento galés en el primer acto. No hizo nada más, se empleó a fondo en las tareas defensivas y triunfó antes de que ambos equipos se marcharan a los vestuarios.

Bélgica, dominadora absoluta, con la pelota en su poder y con el impulso de Eden Hazard, pudo adelantarse en el marcador con tres claras ocasiones que podrían haber señalado el camino hacia una victoria cómoda del cuadro de Marc Wilmots.

Sin embargo, Hazard, desde fuera del área, Nacer Chadli en un mano a mano, y Nicolas Lombaerts, que estrelló un disparo en la madera, no pudieron adelantar a Bélgica, que después no tendría una segunda parte tan plácida.

En ella, Gales fue valiente y salió de su área, adelantó las líneas y sorprendió a su rival, que ya no volvió a estar cómoda como en los 45 minutos iniciales. Solo Hazard mantuvo algo la compostura, pero no pudo evitar el bajón belga, que sufrió con el empuje del cuadro de Gareth Bale.

Precisamente, fue el jugador del Real Madrid quien tuvo la única ocasión clara de todo el segundo tiempo. La sorpresa estuvo a punto de saltar con un disparo cruzado del futbolista blanco que salió cerca del poste izquierdo de Courtois. El balón no entró, pero Bale pudo dejar su firma con un gol que habría aclarado allanado aún más el camino de su selección a la Eurocopa.

Sin embargo, no lo consiguió y Gales, aunque sufrió en el último empujón de Bélgica, con un remate de Christian Benteke que salvó milagrosamente Hennessey, aguantó para conseguir un punto que mantiene intactas sus opciones de viajar a Francia en el verano de 2016.

El grupo B sigue con el mismo líder. No es otro que Gales, que aprobó en su envite más peligroso y sigue soñando con jugar la Eurocopa. Bélgica, con un partido menos, es cuarta, por detrás de Israel y de Chipre, que, de momento, están por encima de la escuadra de Marc Wilmots.

Deja tu comentario

Recomendamos - Fútbol Internacional