Connect with us

Béisbol

Madison Bumgarner lanza sin hit en juego de siete innings en Atlanta

Madison Bumgarner lanzó juego sin hit ni carrera de siete entradas, un logro que no irá a los registros oficiales de Grandes Ligas, y completó una jornada dominante para el pitcheo de los Arizona Diamondbacks al vencer el domingo 7-0 sobre los Atlanta Braves para barrer la doble cartelera.

Después de que Zac Gallen lanzó blanqueada de un hit en el triunfo de 5-0 en el primer juego, Bumgarner estuvo todavía mejor.

Bumgarner ponchó a siete y el único bateador de los Braves en embasarse fue gracias al error en el disparo del torpedero Nick Ahmed en el segundo episodio.

Bumgarner celebró de manera casual con el receptor Carson Kelly después de retirar con elevado a Marcell Ozuna para el último out. El resto de los Diamondbacks se les unieron para festejar alrededor del montículo.

De manera oficial, la joya de Bumgarner no irá a la lista de juegos sin hit de Grandes Ligas. La comisión de ocho integrantes sobre precisión estadística de MLB decidió en 1991 que un juego sin hit era un partido de al menos nueve entradas en las que no se permitía indiscutible.

“Se siente bien. Sólo quiero decir dos cosas antes de irme a celebrar con los muchachos”, dijo Bumgarner en entrevista para la televisión al concluir el encuentro. “Quiero agradecer estas sombras en Atlanta, me ayudaron bastante. Eso fue increíble. Y quiero agradecerle a Rob Manfred por estos juegos de siete entradas”.

Drew Smyly (0-1) cargó con el revés al permitir cinco carreras y cuatro ponches, con dos bases por bolas en cuatro innings.

El único imparable de los Bravos en toda la jornada fue el sencillo de Freddie Freeman a jardín derecho-central con un out en el sexto inning del primer encuentro.

Gallen, quien finalizó en la novena posición en la votación al premio Cy Young de la Liga Nacional la campaña anterior, ponchó a seis, dio dos bases por bolas y golpeó a un enemigo. Fue su primer juego completo en 30 aperturas en Grandes Ligas.

El derecho de 29 años mejoró su registro a 6-5 con 2.72 de efectividad desde que debutó con los Diamondbacks el 7 de agosto de 2019. Comenzó el juego con 2.84 de carreras limpias desde que llegó a Grandes Ligas el 20 de junio de 2019 con Miami –la octava efectividad más baja en ese lapso con al menos 150 episodios de trabajo. Arizona ha ganado seis de sus últimos siete partidos y siete de los últimos diez. (GG) (ESPNDEPORTES.COM)