Connect with us

Béisbol

Kershaw supera los 200 K en postemporada

Clayton Kershaw ya tiene siete temporadas de 200 o más ponches en su currículo de pitcher encaminado al Salón de la Fama. Y ahora también puede añadir esto: 200 o más ponches en postemporada.

Cuando el torpedero dominicano Willy Adames se ponchó ante tres pitcheos para el segundo out del quinto inning del Juego 1 de la Serie Mundial el martes en Arlington, fue el ponche 200 para Kershaw en juegos de postemporada. En la historia del béisbol, sólo Justin Verlander ha ponchado a más bateadores en estas instancias, y el récord de Verlander de 205 está en la mira de Kershaw.

Kershaw empezó esta postemporada ponchando a 13 durante una victoria contra los Cerveceros en el Juego 2 de la Serie de Comodines de la Liga Nacional. Pero tuvo un número más modesto en la Serie Divisional contra los Padres (seis ponches en el Juego 2) y en la Serie de Campeonato contra los Bravos (cuatro en el Juego 4).

Ante los Rays, en la quinta apertura de Kershaw en Series Mundiales, y su tercera en un Juego 1 del Clásico de Otoño, Kershaw una vez más tuvo su arsenal afilado para guillotinar rivales. Su primer ponche contra Hunter Renfroe ayudó a los Dodgers a salir de un aprieto en el primer inning, y luego ponchó a dos o más en el tercero y el cuarto, cuando abanicó al dominicano Manuel Margot para llegar a 199 de por vida en postemporada y empatar a John Smoltz – presente en el estadio como comentarista de la cadena FOX – en el segundo lugar de todos los tiempos.

En los primeros cinco innings de Kershaw en el Juego 1, sumó 19 strikes tirándole, empatado como la tercera mayor cantidad en su carrera, incluyendo la postemporada.

Cuando Kershaw retiró a Joey Wendle y Adames para abrir el quinto, llegó a 13 bateadores retirados de forma consecutiva. Pero la racha murió abruptamente cuando el próximo bateador de los Rays, Kevin Kiermaier, le conectó jonrón ante una slider para recortar a 2-1 la ventaja de los Dodgers.

Kershaw le puso fin al inning con otro ponche. Luego de que los Dodgers marcaran cuatro carreras en la baja de ese quinto acto, Kershaw retiró a los Rays en orden en el sexto, aunque ninguno con ponche. Terminó su noche con ocho ponches en seis innings y sólo 78 pitcheos, pues para ese momento ya habían tomado ventaja de 8-1 y el manager Dave Roberts decidió llamar al bullpen. (GG)(MLB en español)