Connect with us

Fútbol Internacional

Suiza, mermada por el coronavirus, sucumbe ante Croacia

La selección suiza, próxima rival de España en la Liga de Naciones, no pudo con la subcampeona mundial y cayó por 1-2 ante la de Croacia en un amistoso en el que los helvéticos no pudieron contar con dos de sus principales referencias, el centrocampista Xherdan Shaqiri y el defensa Manuel Akanji, tras dar positivo por coronavirus.

La baja del central del Borussia Dortmund no se conoció hasta apenas una hora antes del partido, cuando se confirmó que Akanji se encontraba en aislamiento preventivo tras dar positivo en una última prueba.

Un contratiempo que no impidió a los de Vladimir Petkovic, semifinalistas de última edición de la Liga de Naciones, adueñarse del partido en los primeros minutos de juego.

Los locales pudieron adelantarse a los siete minutos con un remate desde el interior del área de Ricardo Rodríguez al que respondió con una sobresaliente intervención el guardameta croata Dominik Livakovic.

Nada pudo hacer, sin embargo, el portero balcánico para impedir que el delantero Mario Gavranovic firmase en el minuto 30 el 1-0 para los helvéticos, tras culminar con un sensacional remate de cabeza un centro de Granit Xhaka.

Sin embargo, cuando todo parecía más favorable para el conjunto suizo, que hasta entonces apenas había pasado problemas en defensa, llegó la reacción de Croacia, que logró igualar la contienda (1-1) con un gol de Josip Brakalo a los 42 minutos.

El delantero del Wolfsburgo alemán demostró todo el talento que atesora al resolver con un potente remate de volea un centro desde la banda izquierda de Domagoj Bradaric.

Un empate al que el seleccionador suizo trató de dar la vuelta con la entrada al inicio de la segunda mitad de tres nuevos jugadores con los que recuperar la mordiente perdida.

Cambios que parecieron reavivar la voracidad de Suiza, que a los dos minutos del segundo tiempo dispuso de una gran ocasión en las botas del joven Jordan Lotomba.

Pero si a alguien le salieron bien los cambios fue el preparador croata Zlatko Dalic, que apenas siete minutos después de hacer debutar al delantero Ante Budimir vio cómo el nuevo jugador de Osasuna asistió a Mario Pasalic y éste firmó en el 67 el definitivo 1-2.

Los croatas parecieron darse por satisfechos, como demostró la entrada al terreno de juego a falta de un cuarto de hora del madridista Luka Modric e Ivan Perisic para adueñarse de la posesión del ésferico.

Objetivo que los balcánicos cumplieron a la perfección, lo que no impidió que Suiza diera algún que otro susto, como en un postrero remate de Cedric Itten. EFE. (JL).