Connect with us

Fútbol Internacional

Juve y Nápoles, duelo estelar en la Serie A

Un explosivo Juventus de Turín-Nápoles pondrá fin el domingo a una tercera fecha de la Serie A italiana que tendrá un ojo pendiente de las repercusiones de los casos positivos de covid-19 que, por el momento, ya obligaron al aplazamiento del Génova-Torino.

Ese partido, previsto para el sábado, fue aplazado este jueves por la Liga italiana debido a los quince casos positivos de covid-19 detectados en el club genovés, entre ellos once jugadores.

El propio Génova pidió el aplazamiento ante la imposibilidad de haber podido entrenar con normalidad durante la semana al ver diezmado su efectivo.

Se trata del primer choque aplazado en la Serie A debido al coronavirus desde la reanudación, en el momento en el que una de las estrellas del campeonato, Zlatan Ibrahimovic, sigue aislado después de haber dado positivo la semana pasada.

La incertidumbre se cierne sobre el Nápoles, último rival del Génova. Los jugadores del club del sur de Italia serán sometidos a test regulares hasta el partido ante la Juventus.

En el aspecto puramente deportivo, la Fiorentina tratará de resarcirse de la última derrota en San Siro ante el Milán ganando en casa a la Sampdoria el viernes en el partido que abrirá la jornada el viernes.

Pero el día grande del fin de semana será el domingo, con el Lazio-Inter y la Juventus-Nápoles.

Será el primer test de altura para el potente equipo interista dirigido por Antonio Conte -nueve goles anotados en dos partidos- ante un Lazio que debe digerir el correctivo infligido por el Atalanta (4-1) en Roma.

La Juventus, aún en proceso de construcción bajo las riendas de su entrenador Andrea Pirlo después del empate logrado ante la Roma (2-2), pondrá a prueba su nuevo proyecto ante el Nápoles.

La letal dupla de ataque napolitana formada por el fichaje de los 80 millones de euros Victor Osimhen y un Dries Mertens en forma se presenta como una amenaza para la ‘Vecchia Signora’.

La Juve podría recuperar a su volante argentino Paulo Dybala después de sus problemas musculares.

El Nápoles, por su parte, está privado para unas semanas de Lorenzo Insigne, lesionado en un muslo.

Pero el técnico Gennaro Gattuso espera sobre todo no tener que prescindir de otros jugadores por el coronavirus. La primera tanda de test no reveló ningún positivo, pero hasta el domingo...AFP/MARTOX.