Horacio “Chito” Reina: Se apagó la vida del “rey del jonrón” de Honduras - Diario Deportivo Más
Connect with us

Más de Honduras

Horacio “Chito” Reina: Se apagó la vida del “rey del jonrón” de Honduras

El deporte hondureño está de luto, la leyenda viviente del béisbol, Horacio “Chito” Reina falleció este sábado de un infarto a sus 85 años de edad acompañado de sus hijas y nietos.

Don Horacio fue un caballero, a pesar de lo grande que fue como pelotero, también fue muy apreciado por su don de gente, gran platicador con un acento más gringo que hondureño, porque realmente nació y vivió en Nueva York, pero de padres hondureños, regresó a su país para trabajar y desarrollar su carrera deportiva, laborando en la Fuerza Aérea Hondureña (FAH).

Esta dependencia estatal tenía inscrita la novena de béisbol en la Liga Mayor Francisco Morazán, por lo que fue invitado a formar del equipo que dirigía el cubano Isidro “Papi” Fabre en la décadas de los cincuentas. Fue precisamente con el técnico cubano que se consolidó como la figura de la novena ganando campeonatos y conectando más de un centenar cuadrangulares a nivel de Liga Mayor.

Dos históricos del béisbol, el zurdo Roberto Valenzuela entrega trofeo de campeón de jonrones, Horacio “Chito” Reina.

A nivel de selección siempre fue tercero o cuarto bate, el de más poder en el equipo con un tremendo guante, ya que además fue un jardinero central excepcional, de un potente brazo al momento de retornar la pelota al cuadro: “cuando vino “Alfonsito” Rodríguez a dirigir la selección a final de los sesentas, me preguntó si me ponchaba mucho, yo le dije que sí, él me respondió, serás nuestro cuarto bate”, recordó en vida en una entrevista en TNH Deportes.

Foto histórica de la selección de 1968, de pie: Horacio “Chito” Reina, Humberto “Chiquirín” García y Glen Steer. Agachados: Luis ·Guicho” Fortín y “Colorado” Reyes Noyola.

“Chito” Reina además deja un legado importante en su familia, su hijo Sony René, quien le siguió los pasos y estuvo a punto de ser el primer hondureño en Grandes Ligas al llegar hasta triple A de los Cerveceros de Milwaukee, pero por una lesión no pudo llegar: “mi hijo no me hizo caso, le dije que se cuidara y que viera al médico, al final nunca se recuperó, pudo ser el primer hondureño, ya que viajó antes de que debutara Gerald Young con los Astros de Houston”.

Son tantos los recuerdos y anécdotas que hay alrededor de uno de los grandes de la historia del béisbol nacional, desde sus hazañas en el Diamante Lempira que todavía están en la retina de los viejos aficionados que lo admiraron y vieron conectar kilométricos jonrones y atrapar jugadas complicadas en el jardín central. (GG).

Aquí el acuerdo de duelo de la Federación Hondureña de Béisbol Aficionado (FEHBA):

Comentarios

Recomendamos - Más de Honduras