Zidane, la leyenda adoptada por Madrid - Diario Deportivo Más
Connect with us

De Todo Un Poco

Zidane, la leyenda adoptada por Madrid

“Me siento de Madrid, de este club, de esta ciudad”: llegado en 2001 como jugador, Zinédine Zidane conquistó el corazón de los madrileños y convertido en entrenador, el francés sigue siendo un ídolo del Santiago Bernabéu, donde el Real Madrid recibe el martes al PSG en ‘Champions’.

“Siempre me han tratado bien aquí en España. No solo en el fútbol, fuera también”, dijo en una rueda de prensa a principios de noviembre.

El 25 de octubre, una encuesta realizada por el instituto Sigma Dos revelaba que más de la mitad (51,8%) de los aficionados madrileños querían que ‘Zizou’ terminara la temporada en el banquillo merengue, a pesar de que su equipo atravesaba un mal momento tras una derrota 1-0 en Mallorca y una victoria pírrica 1-0 contra Galatasaray.

“Tener un apoyo como este lo respeto mucho. Es muy importante, porque cuando llegas es la gente la que te apoya. Me siento de Madrid, de este club, de esta ciudad”, dijo Zidane.

– Jugador ‘momificado’, entrenador alabado –

Una historia de amor que empezó como jugador (2001-2006), y continuó durante su primera estancia en el banquillo del Real Madrid (2016-2018), donde ganó 9 de 13 trofeos posibles, incluidas tres ‘Champions’ consecutivas.

“Hay dos Zidane. El jugador y el entrenador”, precisó a la AFP Frédéric Hermel, corresponsal de L’Equipe y RMC Sport en Madrid y autor de una biografía de Zidane que acaba de publicarse.

“El jugador está en el museo. Prácticamente momificado, ya no cambiará (…) pero Zidane será más grande como entrenador de lo que fue como jugador”, aseguró.

Ciertamente, el estado de gracia que lo había protegido de las críticas durante su primer paso por el banquillo blanco parece haber desaparecido desde su vuelta, el 11 de marzo, para reconstruir un equipo en fin de ciclo.

Pero, su excelente dominio del español sigue siendo un formidable vector de integración profesional y cultural… Hasta el punto que ‘Zizou’ pronuncia muchos hispanismos al hablar en francés.

El español es su lengua de trabajo cotidiana y este dominio permite a Zidane “escapar de las preguntas tramposas” de la prensa, destaca Alfredo Relaño, exdirector del diario AS (1996-2019) y memoria viva del fútbol español.

‘¡Qué bien estoy aquí!’

Desde hace 18 años que vive en Madrid, el marsellés se ha hecho a la vida en la capital española.

“En noviembre de 2018, estábamos juntos en el barrio de Conde de Orgaz, (…) iba hacia su coche, mira a Madrid y dice ‘¡qué bien estoy aquí'”, relata Frédéric Hermel.

“Estoy convencido de que en su decisión de volver al Real, cuando parecía evidente que tenía contactos con la ‘Juve’, estuvo la posibilidad de seguir viviendo en Madrid”, añade.

Pero, Zidane guarda todavía un lado muy francés, destaca Alfredo Relaño.

“No es madrileño en el sentido de que es muy casero, muy familiar, muy discreto… Es casi austero, tiene poca vida social, cuando los madrileños son extrovertidos, están todo el día en la calle”, matiza.

“Es madridista y madrileño de adopción”, recalca Relaño.

“Llegó como jugador con un respecto, casi una fascinación por el Real Madrid, que es propia de los franceses, creo. Se mantuvo muy leal al club, del que encarna los valores”, añadió Relaño.

En su barrio del norte de Madrid, Zidane vive casi normalmente, de una forma que no podría permitirse en Marsella, su lugar de nacimiento.

“Es un verdadero madrileño, un verdadero francés de Madrid”, sonríe su biógrafo, Frédéric Hermel. AFP.

Recomendamos - De Todo Un Poco