Connect with us

Baloncesto

Antetokounmpo, el Jugador Más Valioso de la NBA

Los Bucks se quedaron a dos partidos de avanzar a la Final de la NBA. Pero en la entrega de premios realizada por la noche, Milwaukee sí resultó triunfador.

Entre lágrimas, Giannis Antetokounmpo recibió el premio al Jugador Más Valioso de la campaña, mientras que Mike Budenholzer fue nombrado el Entrenador del Año, durante la ceremonia realizada en Santa Mónica. Además, Jon Horst obtuvo el galardón al Ejecutivo del Año.

Antetokounmpo superó en la votación a Paul George, de Oklahoma City, y a James Harden, de Houston, quien había ganado el premio el año pasado.

Su triunfo en la votación llegó por un amplio margen. Recibió 941 puntos y 78 votos a primer lugar _165 unidades más que Harden. El astro de los Rockets fue segundo con 776 puntos y 23 votos a primer lugar.

“El premio al Jugador Más Valioso no se basa en estadísticas ni en números, y evidentemente James Harden tuvo cifras increíbles, lo mismo que Paul George. Pero obviamente, se trata de ganar”, dijo Antetokounmpo detrás del escenario. “Hemos generado grandes hábitos durante la temporada y hemos podido apegarnos a los mismos. Y es por eso que hemos sido capaces de tener la oportunidad en cada partido que hemos disputado y que pudimos ganar 60 encuentros”.

El alero griego de 24 años promedió 27,7 puntos y 12,5 rebotes para ser incluido en el equipo ideal de la NBA en esta temporada, su sexta con los Bucks. Llevó a la franquicia a la mejor foja en la temporada regular.

Milwaukee llegó a la final de la Conferencia del Este, donde cayó ante los Raptors de Toronto, eventuales campeones de la liga.

Las lágrimas rodaron por las mejillas de Antetokounmpo cuando agradeció a su madre y a sus hermanos, presentes entre el público en el Hangar Barker del Aeropuerto de Santa Mónica, uno de los recintos más exclusivos para realizar eventos en la localidad.

Durante su discurso, Antetokounmpo dio también el mérito a su padre, por impulsarlo a alcanzar sus metas, y agradeció la ayuda de sus compañeros y entrenadores.

“Comenzamos desde cero y como una familia”, recordó. “Y vamos a estar en cualquier escenario posible también como una familia”.

Fuera del escenario, Antetokounmpo reveló que le había prometido a su familia que no iba a llorar.

“Cuando escuchas tu nombre ahí y te das cuenta de todos estos años de trabajo duro y de lo que hiciste en el pasado, comienzas a ponerte emotivo”, explicó.

También Budenholzer se mostró conmovido mientras daba las gracias a su familia luego de conseguir su segundo galardón como entrenador. Se llevó el trofeo por primera vez en 2015, con Atlanta.

Guio a los Bucks a un récord de 60-22 en la temporada regular, durante su primer año con el club.

“Lo que ellos hicieron en la cancha este año, incluyendo los playoffs, fue especial”, recalcó Budenholzer fuera del estrado. “No fuimos suficientemente buenos al final, pero ciertamente sentimos que tenemos el talento suficiente. Tenemos el carácter suficiente para ser un equipo que juegue la final y gane un campeonato”.

Además, Budenholzer dirigió al Equipo Giannis durante el último Juego de Estrellas.

En la votación, el entrenador superó a Mike Malone, de Denver, y a Doc Rivers, de los Clippers de Los Ángeles.

Horst fue honrado en la votación por los otros ejecutivos de la NBA. Los seis mayores premios se definieron mediante el voto de un panel global de medios.

Lou Williams fue elegido el Sexto Hombre del Año, premio al mejor suplente, por segunda temporada consecutiva y por tercera ocasión en su carrera. Alcanzó así a Jamal Crawford, exbase de los Clippers de Los Ángeles.

El primer galardón para Williams, base actual de los Clippers, llegó en 2015, cuando militaba en Toronto.

Por segundo año en fila, Rudy Gobert, del Jazz de Utah, obtuvo el reconocimiento al Jugador Defensivo del Año. El francés de 26 años superó en la votación a Antetokounmpo y a George.

El camerunés Paskal Siakam, recién coronado con Toronto, consiguió el reconocimiento para el jugador que más mejoría mostró entre una campaña y otra.

Luka Doncic, alero esloveno de los Mavericks de Dallas, fue nombrado el Novato del Año, a sus 20 años.

Larry Bird y Magic Johnson compartieron el premio otorgado por la trayectoria deportiva. Mike Conley Jr., recién cedido en canje al Jazz de Utah, se llevó los trofeos al compañerismo y al deportista del año, por lo hecho durante su paso de 12 años con los Grizzlies de Memphis.

Bradley Beal, de los Wizards de Washington, recibió un honor por su labor caritativa. AP

Recomendamos - Baloncesto

s