Connect with us

Fútbol Nacional

Robel Bernárdez: Brinqué de emoción con gol de mi hijo

Por: Geovanni Gómez
@geovannygo

No hay emoción tan grande como celebrar los éxitos de los hijos, y el ex mediocampista de Motagua, Platense, Marathón, Universidad, Atlético Olanchano y Deportes Progreseños, Robel Bernárdez Martínez, lo vivió en carne propia cuando su hijo del mismo nombre le daba la Copa de Reservas a los azules, venciendo al Olimpia con un gol suyo en el último minuto.

“No pude ver el partido pero cuando me enteré que mi hijo anotó el gol del título, dejé la comida de la emoción, me siento orgulloso de él, yo lo llevaba a los entrenos de Motagua cuando fui parte de aquel equipo que ganó cinco copas, aunque yo estuve en tres de ellas”, dijo emocionado.

SU HISTORIA

De oficio mediocampista de marca, aunque anotaba muchos goles, inició su carrera en el recordado Deportes Progreseños que ascendió a Liga Nacional en 1993 con grandes jugadores como Milton “Tyson” Núñez, su gemelo Roberto Bernárdez, José “Picardía” Padilla y otras figuras, luego pasó al Platense hasta llegar al Motagua de las cinco copas, al cuadro bicampeón con José “Pepe” Treviño y Luis “Chito” Reyes, siendo el jugador más caro de la época en el mercado nacional, ya que su traspaso anduvo cerca de un millón de lempiras: “se mencionó mucho mi fichaje que era el más caro y que incluso opaqué el de Reinaldo Clavasquín, quien vino un año antes al club”.

Sin duda de que su paso en Motagua fue exitoso, ya que además le permitió ganar títulos y formar parte de la selección nacional, aunque no tuvo la oportunidad de jugar en el extranjero, un sueño que no se dio.

Junto a su hermano Roberto llegaron al Deportes Progreseños, luego fueron a Platense, pero Robel vino a Motagua y Roberto se fue al Deportes Savio.

Junto a su hermano Roberto llegaron al Deportes Progreseños, luego fueron a Platense, pero Robel vino a Motagua y Roberto se fue al Deportes Savio.

“Con el dinero que ahorré de jugar en la selección nacional y en clubes como Motagua y Marathón, pude formar a mis hijos y mantenerme, pero ahora soy político, ja ja ja, soy regidor de la alcaldía de Santa Fe, Colón, voy a buscar la reelección con el alcalde Noel Ruiz del Partido Nacional”, comentó.

EL LEGADO PARA SU HIJO

Robel Bernárdez se siente orgulloso de su hijo, el camino apenas comienza, lo aconseja en lo posible pero deja que vuele solo al éxito, ya que el muchacho se siente en su ambiente y va con todo: “lo traje a vivir a Tegucigalpa cuando apenas tenía tres años, jugadores como Carlos “Chino” Discua, Júnior Izaguirre y otros le conocieron en el apartamento donde vivíamos, ahora se asombran de verlo tan alto y tan fuerte siguiendo mis pasos”, dijo.

Considera que su hijo va triunfar, ya que tiene grandes condiciones y porque además el fútbol lo lleva en su sangre, ya que vienen de una familia futbolera que viene desde los Bernárdez de La Ceiba: “él juega de contención, pero debido a su gran estatura, Diego lo usa como central, ojalá sepa aprovechar las oportunidades, estuvimos presentes en su debut en Olanchito, toda la familia le acompañó, ojalá tenga más partidos en el 2017. Mi hija y mi esposa lloraron de la emoción esa noche de su debut porque hizo un buen partido”, concluyó emocionado.

Deja tu comentario

Recomendamos - Fútbol Nacional