Connect with us

Más de Honduras

Ansiedad y preocupación en Olanchito

REDACCIÓN. Ya han pasado siete jornadas en la Liga Nacional y la caja de preocupaciones y ansiedad no se cierra en la “Ciudad Cívica” de Olanchito.

Lo bonito y novedoso que representaba formar parte de la Primera División de Honduras, se ha estrellado de frente con unos niveles de exigencia que no habían tenido mientras deambulaban en la Liga de Ascenso.

La afición ha comenzado a exigir resultados, quieren entrega y si es posible que esto venga concatenado al buen juego. Por el momento ninguno de estos factores se han juntado en la institución “comejamo”. Marchan en la última posición y apenas tienen dos puntos en su casillero producto de dos empates en su propia cancha.

Con el Social Sol han pasado unos fenómenos deportivos bastante sui generis. De hacer grandes partidos en el Nacional, un escenario donde muchos tiemblan estuvo cerca de sumar puntos, pero en casa se ha tornado bastante endeble, como que ese grito que baja de las gradas le añade una presión inusual. Incluso, apenas el sábado pasado hizo el primer gol en este campo.

Su entrenador Carlos Caballero, ha señalado que no va renunciar en su cargo. Se han contratado dos jugadores de experiencia en el ataque como Víctor Ortiz y el uruguayo Carlos Andrés Ramírez que mostraron cierta química dual en el último juego pero lo sucedido en la segunda mitad echa a la borda esa ilusión que causaba el creer que ya se había encontrado a la pareja de atacantes que acabarían con la sequía de goles. Para eso todavía hay algún tiempo para demostrar.

Las dos jornadas que le quedan a esta primera vuelta serán importantes para el equipo de Caballero, ya que señalará la vereda que le espera en el transitar de la otra mitad del certamen. Visitan al campeón de Copa en su casa, es un trago algo difícil de digerir debido a que ellos también traen una crisis de resultados y en el Juan Ramón Brevé, el Social Sol es necesariamente esa escalera que les podría sacar de esa fosa.

Para cerrar esta rueda, reciben en casa al Marathón de San Pedro Sula, un equipo que viene inmerso como en una montaña rusa que sube y baja en base a los resultados. Inevitablemente tendrán que estar pendientes del rendimiento que vaya mostrando la Real Sociedad, el equipo que tienen más a su alcance.

En la segunda vuelta, los auriverdes apenas tendrán cuatro juegos en su casa

Deja tu comentario

Recomendamos - Más de Honduras