Connect with us

Tenis

Sharapova busca revalidar el título deRoland Garros

La rusa Maria Sharapova busca revalidar la victoria en Roland Garros y sumar así su tercer título en París, a menos que la estadounidense Serena Williams, ganadora de los tres últimos grandes, no se interponga en su camino.

Son las dos máximas favoritas para la victoria final y ambas tienen argumentos para soportar esa condición. Las dos buscan su triple corona.

Nadie ha sumado más triunfos en arcilla en los últimos años que la jugadora de Siberia, que además llega a Roland Garros con el reciente triunfo en el torneo de Roma, trabajosamente logrado ante la española Carla Suárez, su hipotética rival en cuartos de final.

Finalista en los tres últimos años, Sharapova sabe sin embargo lo difícil que resulta encadenar triunfos en el Grand Slam de tierra, algo que en el cuadro femenino nadie ha logrado desde que la belga Justine Henin alternara tres entre 2005 y 2007.

Desde entonces las vencedoras se han sucedido, pero es la rusa la principal constante en los últimos años.

Finalista en el pasado Abierto de Australia, Sharapova sumaría, además, su quinto grande.

Pese a que en París la rusa tiene su torneo favorito, nada se mueve en el circuito femenino actual sin el visto bueno de Serena Williams, quien si bien el año pasado firmó un borrón en Roland Garros, regresa con ambiciones renovadas.

La principal incógnita de la estadounidense reside en su estado de forma, puesto que un problema en el codo le privó disputar el pasado torneo de Roma. Un termómetro para la menor de las Williams, que ganó en el Foro Itálico antes de levantar las dos copas Suzanne Lenglen que figuran en su palmarés (2002 y 2013).

La distancia entre esos dos triunfos en París revelan bien que no es el grande favorito de la estadounidense, que colecciona seis títulos en Australia, cinco en Londres y seis en Nueva York.

Pero Serena persigue su tercer Grand Slam consecutivo y tiene calidad suficiente para lograrlo. Es la número uno del mundo y, sobre el papel, la principal favorita.

Al dominio de la rusa y la estadounidense pretenden contestar un grupo de tenistas más jóvenes que llaman a la puerta de un primer grande en tierra batida.

A la cabeza de ellas, la rumana Simona Halep, finalista del año pasado pero que esta temporada, con 23 años, ha elevado el tono, aunque le falta confirmar en las rondas definitivas, aquellas en las que se reparten los grandes trofeos.

Su andadura en la tierra batida previa no augura grandes cosas para la tenista de Constanza, pero el recuerdo de su gran torneo del año pasado invitan a no olvidarla.

En su camino hacia la final se cruza en cuartos la serbia Ana Ivanovic, ganadora en París en 2008 pero que desde entonces ni siquiera ha pisado la segunda semana.

Otra de las postulantes es la checa Petra Kvitova, de 25 años y número cuatro del mundo, que ya sabe lo que es ganar un grande, Wimbledon (2011 y 2014). Y no solo de hierba vive la checa, que este año en arcilla ganó en Madrid tras propinar en semifinales la primera derrota del año a Serena Williams.

Entre Kvitova y la segunda semana aparece la canadiense Eugenie Bouchard, 21 años y el pedigrí de haber llegado, al menos, a semifinales de tres de los cuatro grandes en un 2014 excepcional.

Fue una de las sensaciones del año pasado en París y, aunque este año llega con menos impulso que el pasado, nadie duda de que es una de las tenistas que marcarán el circuito en las próximas temporadas. A menos que su talento no eclosione antes de lo previsto.

Tres finales ha disputado esta temporada Carla Suárez, cuyo tenis aguerrido y firme siempre puede ser una buena apuesta sobre la tierra batida.

Cuartofinalista del año pasado, la subcampeona de Roma busca dar el salto que le permita rivalizar con las mejores.

Pendientes también habrá que estar de la española Garbiñe Mugurza, una de las sensaciones de la pasada edición tras derrotar a Serena Williams y alcanzar los cuartos, donde cayó frente a Sharapova, a quien tuvo contra las cuerdas. EFE

Deja tu comentario

Recomendamos - Tenis