Connect with us

Baloncesto

Clippers hacen historia y despiden a los campeones

Los Angeles Clippers vivieron la noche más gloriosa de su historia y eliminaron a los vigentes campeones de la NBA, los San Antonio Spurs, en un séptimo partido (111-109) que pasará a los anales como el día en que el “vecino pobre” de la ciudad californiana se confirmó como gran aspirante al título.

Una penetración mágica de Chris Paul a falta de un segundo dictó sentencia en un partido increíblemente luchado que vio 31 cambios de líder y 16 empates. Los Clippers se clasificaron para las semifinales del Oeste y se medirán a partir del lunes a los Houston Rockets.

Paul, jugando casi todo el encuentro lesionado, acabó con 27 puntos y 6 asistencias, en tanto que Blake Griffin aportó un triple-doble de 24 tantos, 13 rebotes y 10 asistencias.

Tim Duncan, legendario, hizo 27 puntos y 11 rebotes. Tony Parker agregó 20 tantos y cinco asistencias. El argentino Manu Ginóbili añadió 8 puntos y 7 asistencias en 19 minutos y el brasileño Tiago Splitter 5 puntos y 3 rebotes en 22 minutos.

Los Spurs se quedan con una marca de 1-4 en séptimos partidos disputados a domicilio.

Con cierta lógica fueron los tejanos los que dominaron los primeros compases con un Parker y un Danny Green completamente enchufados (11-19). A los Clippers, por los nervios de una cita tan monumental, les costó meterse en el encuentro, pero en cuanto se sacudieron de encima los complejos y Doc Rivers puso orden, se lanzaron de forma torrencial para colocarse 28-24.

La defensa era digna de estudio, y la intensidad respondía a la de las grandes citas. Un grandioso Matt Barnes llevó esas cualidades por bandera y se asociaba con Griffin para liderar a un equipo que recibió el mayor susto posible a finales del primer cuarto.

Su gran líder, Paul, se marchaba al vestuario con molestias en el muslo izquierdo, y aunque el Staples Center se quedó mudo y se vio envuelto en un halo de pesimismo por la lesión, los Clippers resistieron (38-37) los siete minutos de juego que permaneció Paul en vestuarios.

El base no dudó en pisar la cancha de nuevo a pesar de su visible cojera. Además, Griffin se fue al banquillo con tres personales a falta de 4:12 por jugar del segundo cuarto. Y ni por esas lograban distanciarse los Spurs, provocando la ira de Gregg Popovich por la falta de garra de sus pupilos.

Tras el descanso (57-55) subieron aún más las revoluciones. Paul reclamaba su trono con dos triples y convertía el choque en una partida de ajedrez donde cada movimiento cobraba vital importancia, desde la agresividad de Griffin en la pintura a los movimientos en el poste de Duncan.

Tras unos tiros libres de Ginóbili sacados con picardía ante la inocencia de Austin Rivers y un triple a tabla obra de Paul se llegó al último periodo (79-78), que comenzó con un intercambio de cañonazos con la firma de Patty Mills, Ginóbili y el propio Paul.

No pudo haber más igualdad de ahí al final. Green dio 4 de ventaja a los Spurs con un dos más uno (91-95), pero los angelinos reaccionaron y dos triples de JJ Redick dieron la vuelta a la situación (100-99).

Los Clippers, sin Jordan ni Glen Davis en pista, no lograron cerrar el rebote y permitieron numerosas opciones a su rival, pero ya con su pívot titular presente de nuevo, Paul puso dos arriba desde la personal a los suyos (109-107) a falta de 13,3 segundos.

A continuación, Duncan sacó otra falta y no falló desde el tiro libre (109-109). Al final, con 8,8 segundos en el reloj, Paul amasó la bola, inició la penetración y el balón cayó de forma celestial en la red tras tocar en el tablero, todo ello a pesar de la oposición de Green y Duncan.

Ficha técnica:

111 – Los Angeles Clippers (28+29+22+32): Paul (27), Redick (14), Barnes (17), Griffin (24), Jordan (7) -cinco inicial-, Davis (6), Rivers (-), Turkoglu (-), Jones (-) y Crawford (16).

109 – San Antonio Spurs (30+25+23+31): Parker (20), Leonard (13), Green (16), Duncan (27), Splitter (5) -cinco inicial-, Ginóbili (8), Diaw (12), Bonner (-), Belinelli (2) y Mills (6).

Árbitros: McCutchen, Capers y Phillips. Sin eliminados.

Incidencias: Partido de primera ronda en las eliminatorias por el título de la NBA, disputado en el Staples Center, de Los Ángeles, ante 19.588 espectadores. Lleno. EFE

Deja tu comentario

Recomendamos - Baloncesto