Connect with us

Bla Bla

La continuidad es buen síntoma

Uno de los grandes problemas de los clubes hondureños es que no suelen apostar por proyectos largos y al final terminan pagándolo muy caro, la experiencia nos indica que cortar los procesos casi siempre es negativo.

El ejemplo más reciente para ejemplificar esta situación es Motagua y es que por el azul profundo desfilaron muchos técnicos, a los dirigentes les faltaba paciencia y terminaban echando a los estrategas cada seis meses, como consecuencia el equipo era un barco a la deriva que coqueteaba con el naufragio.

Hasta que los directivos entendieron que eso no era bueno para la institución y entonces lograron no solo salir del descenso, sino que en menos de lo que esperaban volvieron a ser campeones.

Las “águilas” son solo un ejemplo que los demás clubes sumidos en problemas deberían seguir, se esperaba que el miércoles la dirigencia del Vida diera la noticia de la salida de Ramón “Primitivo” Maradiaga de los rojos.

No obstante al parecer los directivos recapacitaron y de dieron cuenta que era lo peor que podían hacer. No van a encontrar mejor técnico que el amapalino y además si nombraban nuevo estratega sería como empezar de cero.

Buena por lo cocoteros que siguen apostando a la continuidad y eso es buen síntoma, los que parece que no aprenden son los verdes que le dieron salida a Héctor Castellón, cuando se sabe que los problemas de los verdes no son de técnico, actuando así lo más seguro es que los esmeraldas se vayan a la Liga de Ascenso y eso sería una pena para uno de los llamados grandes.

Por: Jairo LANDA
@jairolanda1

Deja tu comentario

Recomendamos - Bla Bla