Connect with us

Fútbol Nacional

Sebastián Portigliatti deportista del año de su ciudad natal

Como cierre de un año espléndido, el cual cataloga como el mejor de su carrera, el portero de Motagua, Sebastián Portigliatti, recibió el premio al deportista del año en su ciudad natal, San Francisco de Asís, en la provincia de Córdoba, Argentina. Por ello Diario Sports de ese país le hizo una interesante nota en la que cuenta distintos aspectos de su vida personal y profesional.

Luego de coronarse campeón en la primera división del fútbol de Honduras en el Motagua, Sebastián Portigliatti celebra con alegría el mejor año de su carrera deportiva. DIARIOSPORTS.COM.AR dialogó sobre el presente lleno de éxitos; sobre el periodismo, su otra pasión, y el futuro deportivo.

¿Cómo viviste la experiencia en el fútbol hondureño festejando el título?
A mí me cuestionaron mucho porque venía de una cuarta división de Argentina, que era amigo o pariente del técnico. Se me ha criticado mucho de entrada sin haberme visto jugar e incluso sin haber tratado conmigo. El cuerpo técnico es nuevo, se creó para este torneo, con la llegada de Diego (Vázquez) el director técnico argentino, quien por cierto se cuestionaba también su trabajo en un comienzo.

Tuvimos, junto al DT, todo el año para ir revirtiendo esas críticas y poder coronarlo con un título. Mi experiencia fue de menor a mayor, porque cuando llegás a un club que no sos conocido tenés que ganarte el lugar. Cuando va como extranjero te miran con otros ojos, porque debés hacer la diferencia con tus compañeros de puesto. Sabía que era un club grande, donde tiene mucha prensa. Había que estar preparado para esas cosas. Lo importante era ir agarrando confianza conmigo mismo. En el primer semestre quedamos en cuartos de final. En el segundo fuimos casi todos jugadores jóvenes en el plantel.

No nos tenían como candidatos, pero arrancamos bien. Sufrí dos tropiezos inesperados, que aún no le encuentro el motivo, perdiendo 5 a 0 ante Real España y 4 a 1 ante el Olimpia de local. Fue lo más difícil que me tocó vivir. La gente reconoció después mi esfuerzo, pude renacer como se dice, y en lo personal tuve intervenciones que aportaron al equipo. Hasta que llegó el fatídico 15 de noviembre, que me lesioné y me perdí la parte final del torneo, aunque lo viví con mucha alegría haber llegado a debutar como profesional y lograr el título en Motagua.

¿Cómo viste a la prensa de allá?
Si te prendés en las críticas y te dejás llevar por eso te volvés loco. Hay diarios que son muy partidistas de ciertos equipos, y te tenés que saber manejar ante eso. Por suerte llevo muy bien con la prensa. Ellos no tienen la carrera de periodismo deportivo, que es un dato curioso.

¿Qué nivel encontráste en el fútbol hondureño?
Para comparar el nivel deportivo es una mezcla entre Argentino A y B Nacional. La realidad es u a nivel selección, después del mundial el fútbol nacional ha tenido una caída. El país esperaba más de su selección. Con la llegada del nuevo DT, va a levantar el nivel del juego. El hondureño es un jugador que se relaja y a veces le falta un poco más de hambre de victoria. A nivel grupal, en el Motagua nos costó de entrada y después terminamos todos en la misma sintonía y eso hizo que marcáramos una diferencia. El fútbol de allá es físico. La llegada de técnicos y jugadores extranjeros ha cambiado el fútbol. Ha venido en crecimiento y va a ir mejorando porque hay buenos jugadores del país.

¿Cómo continua tu actividad en el 2015?
Ya recuperado de la lesión, tengo que trabajar un poco la zona afecta para recuperar fuerza. El sábado viajo a Honduras para iniciar el 5 la pretemporada. Tenemos una semana de pretemporada y el 11 de enero jugamos la Copa Honduras. El 18 arranca el torneo pero van a pedir postergar, para que arranquemos en la segunda fecha.

¿Qué sentiste al ganar el premio de mejor futbolista profesional en los premios San Francisco de Asís?
No lo esperaba. Siempre dando vuelta e el Argentino B, faltaba algo para que me reconozcan. Y el deporte es logros. Quizás el fútbol del exterior fue una vidriera. Me había propuesto también poder hacerme conocido en la ciudad. Muy hubiese gustado estar en la entrega, pero tenía las finales del torneo muy cerca. Fue una alegría muy grande. El 2014 fue el mejor año de mi carrera. Fui reconocido además el mejor extranjero de la Liga y del año en Honduras, que es por votación de la gente.

¿Cuáles son tus metas a futuro?
La tranquilidad de saber que eso muy bien en el club donde juego, sabiendo que puede pasar cualquier cosa en el fútbol. Uno piensa en lo bueno. La dirigencia y el técnico me dieron sus votos de confianza. Renové el contrato por dos años más. Jugar a partir de agosto la ConcaChampions, enfrentando a equipos de Centro y Norteamérica, que es una gran vidriera. Yo estoy muy agradecido a ellos. Tratar aprovechar al máximo este momento y dejando las puertas abiertas a otras oportunidades. Me gustaría el día de mañana poder volver a San Francisco, Sportivo Belgrano fue una asignatura pendiente, y ojalá las puertas se vuelvan a abrir acá en mi ciudad.

Deja tu comentario

Recomendamos - Fútbol Nacional