Connect with us

Bla Bla

Lo bueno, lo malo y lo feo…

El domingo en el estadio Nacional estuve a punto de presenciar una fiesta deportiva como en sus mejores años, sin embargo varios futbolistas, el técnico de un equipo en contienda y hasta varios recoge balones, se encargaron de empañar el espectáculo deportivo.

Qué lástima que un bonito partido, jugado de poder a poder y ante una considerable cantidad de aficionados, tuviera que opacarse por la actitud malcriada de varios de sus protagonistas, comenzando por la soberbia del técnico Diego Vázquez, continuando con la prepotencia de Julio César “Rambo” León y aterrizando con los mismos recoge balones.

En primera instancia quiero reconocer el apoyo incondicional de la afición azul para su equipo, ya que pese a que comenzó perdiendo, no desmayó y fue factor determinante para que estos le dieran vuelta al marcador.

No obstante la nota negra fue protagonizada por el entrenador Vázquez, quien justamente resultó expulsado por el árbitro central en el intermedio del juego y hasta se mencionó que habría recibido un codazo por un juez de línea.

Seguidamente, quizá uno de los mejores jugadores dentro del terreno, “Rambo” León, montó su propio “show”, ya que además de gastarse un verdadero golazo, también inició un choque polémico frente a la afición de silla, borrando con los codos su buen desempeño y cosechando por esto una silbatina e insultos cuando abandonaba el terreno de juego.

Sumado a esto, que mal se vio desde el inicio, la actitud de los muchachos recoge balones, o por lo menos no pudieron hacer el “trabajito” para el que fueron “contratados”, ya que intentaron esconder la pelota y así perder tiempo a favor del local.

Afortunadamente, esto no pasó desapercibido y fueron enviados a las “duchas” por el cuarto árbitro, frustrando así el “malévolo” plan de uno que otro aprendiz de directivo, de esos que abundan en la capital.

Por: César Rosales
@cesarcafu

Deja tu comentario

Recomendamos - Bla Bla