Connect with us

Más Deportes

Los Cowboys tuvieron por primera vez a Romo

El mariscal de campo de origen mexicano Tony Romo volvió a los entrenamientos con los Cowboys de Dallas después de haber estado más de una semana de baja por las pequeñas fracturas que sufre en la espalda.

Romo resultó con dos fracturas de apófisis transversa en su espalda, el 27 de octubre ante los Redskins de Washington y desde entonces no ha tenido ningún tipo de actividad con el equipo.

Sin embargo, el entrenador en jefe de los Cowboys, Jason Garrett, no tiene todavía definido ni está seguro que Romo pueda jugar el domingo cuando el equipo se enfrente en el Wembley Stadium, de Londres, a los Jaguars de Jacksonville el partido correspondiente a la décima semana de la NFL.

“Anticipo que sí jugará, no tengo razón para pensar que no lo hará, y esta será una buena sesión de entrenamiento para él”, declaró Garrett. “Mis expectativas son que él juegue”.

Pero cuando se le preguntó si jugaría el domingo, el propio Romo señaló que tendrían que esperar hasta horas antes del partido y ver como evolucionaba.

“Ya veremos. Debemos de tomarlo día a día, y ver qué pasa conforme nos acerquemos al domingo. Estamos mejorando y eso quedó demostrado porque realizamos algunas cosas positivas. Si seguimos en esa dirección, tendremos una buena oportunidad de que pueda estar en el campo”.

Mientra que Garrett ha reiterado que la decisión final de si Romo jugará o no, será algo que tenga que establecer el equipo médico, con el sentir del propio Romo.

Los Cowboys (6-3) quieren ver cómo funciona Romo en un entrenamiento completo, pero existe optimismo de que al final el mariscal de campo estelar del equipo de Dallas pueda estar el domingo en el emparrillado.

Mientras, Romo sigue el mismo plan de trabajo que ha empleado desde la segunda semana, donde descansa el miércoles. Esta ocasión, se quedó en el hotel del equipo para recibir tratamiento.

Garrett valoró su descanso como algo racional ya que no tenía sentido que fuese al campo si no iba a participar en el entrenamiento, donde podría recuperarse y seguir mejor con el tratamiento de recuperación al que está sometido.

Los Cowboys (6-3), que han perdido los dos últimos partidos en su campo, necesitan conseguir la victoria frente a los Jaguars (1-8) que ya están eliminados de la fase final, si no desean complicarse la clasificación a los ‘playoffs’. EFE

Deja tu comentario

Recomendamos - Más Deportes