Connect with us

De Todo Un Poco

El jeque que logró anular un gol en una Copa del Mundo

En el Mundial de España 1982 pasó algo insólito, el jeque Fahad Al-Ahmed Al-Jaber Al-Sabah, logró ingresar al terreno de juego y “conversar” con el árbitro para pedir la anulación de un gol legítimo a Francia que derrotaba 3-1 a Kuwait, lo que significó la expulsión del colegiado por acceder a estas pretensiones.

Lo que dejó atónitos a los que presenciaron el duelo, fue que la Guardia Civil española accedió a la solicitud del jeque de bajar desde las gradas a la cancha, por lo que pudo discutir directamente con el colegiado, desatando una enorme polémica en pleno Mundial.


Tras acceder, la FIFA conoció el hecho y suspendió al juez Miroslav Stupar de por vida, permitiéndole actuar únicamente en la liga soviética, de donde era originario.

Además, multó al jeque por invasión de campo, más no por su coacción al árbitro, terminando por refrendar el resultado final, que de todos modos favoreció a Francia que ganó 4 goles contra 1.
A nivel mundial, la Guardia Civil fue duramente criticada por haber permitido tal nivel de intromisión, haciendo sentir al árbitro totalmente vulnerable ante la arbitrariedad del hermano del dictador.

El singular encuentro tuvo lugar en Valladolid, y tenía mucha trascendencia en cuanto a la clasificación a la siguiente ronda, pero Francia ya lo llevaba sentenciado con un marcador de 3 a 1.

El espaviento sucedió a diez minutos del final, cuando Genghini conectó con Platini, quien dando muestras de su genialidad colocó un excelente pase a Giresse, quien marcó el cuarto tanto. Los galos celebraron, sus rivales se lamentaron, el balón fue sacado de la red para devolverla al centro del campo.

Antes del reinicio se anunciaba la salida de Platini, tras dar por liquidado el juego, ingresando Girard en su lugar, mientras la televisión mostraba el 4-1 oficial. Los jugadores de Kuwait aprovecharían el momento para reclamar al árbitro que habían escuchado un silbato, lo que les hizo bajar la guardia y permitir la anotación, intentaron convencer al juez y tuvieron respaldo desde la grada.

Fue allí donde saltaron las primeras imágenes relevantes de aquel hombre de vestimentas árabes que hacía señas para que los jugadores se retiraran del césped, se trataba de Fahad Al-Ahmed Al-Jaber Al-Sabah, hermano menor del Emir de Kuwait, quien aseguraba que estaban siendo perjudicados.

(Cortesía de Deporlab)

Deja tu comentario

Recomendamos - De Todo Un Poco