Connect with us

Fútbol Nacional

Olimpia y Motagua quedaron “debiendo”

TEGUCIGALPA.- En un juego vibrante, con jugadas apremiantes en ambas porterías, principalmente en la etapa de complemento, y en el que Ramiro Bruschi y George Welcome mostraron su mejor versión, Olimpia y Motagua se repartieron puntos, y al final se conformaron con un 1x1en choque por la quinta jornada del campeonato liguero celebrado en el estadio Nacional.

Georgie Welcome convirtió el gol con que el Motagua emparejó el partido.

Georgie Welcome convirtió el gol con que el Motagua emparejó el partido.

Impulsado por sendos goles de Ramiro Bruschi al 68’ y Georgie Welcome al 76’, los elencos capitalinos lograron embolsarse un punto, resultado que favorece al Olimpia por haber participado con diez jugadores desde el primer tiempo, mientras que deja al Motagua con una frustración, al no poder vencer a su más enconado rival, pese a la ventaja numérica y a las cuantiosas oportunidades que se perdieron durante los 90 minutos.

En el partido más importante de la fecha, la alegría fue compartida para los hinchas azules y blancos. Se enfrentaba la rivalidad más importante del fútbol hondureño en el Clásico capitalino, con el condimento que se jugaba la revancha de la gran final anterior que fue ganada por los merengues.

Todos estos ingredientes hicieron que el marco de público y la expectativa fueran altas.

Desde horas tempranas, el estadio Nacional se llenó de colores y cánticos, preparándose para lo que sería la “batalla épica” entre estas dos escuadras.

Pese a que los aficionados nuevamente le dieron la espalda a ambos representativos, estaba listo el espectáculo, los recibimientos de las hinchadas, increíble. Esto hacía proveer un encuentro lleno de emociones, y así lo dejó en claro Welcome desde el primer minuto, se volcó al ataque con desbordes que ponían a temblar la defensa merengue y solo las oportunas intervenciones del guardameta Escober evitaba la apertura del marcador.

El clásico capitalino repartió puntos por igual en el estadio capitalino.

El clásico capitalino repartió puntos por igual en el estadio capitalino.

Olimpia tuvo que esperar hasta el minuto 24 para descifrar el rompecabezas enviado por Ramón Maradiaga, en esa instancia el conjunto blanco no sólo fue más a través de sus principales piezas, también fue mucho más profundo por intermedio de Ramiro Bruschi, y tuvo mayores ideas en los restantes minutos.

Si bien Olimpia comenzaba a mostrar sus pergaminos, sobre todo antes de la media hora, fue Motagua el que, principalmente a través de Ronald Martínez, Charles Córdova y Welcome lograban llegar con mayor convicción y fútbol para hacer daño a la portería rival.

Maniatados en medio campo, los puntas trazaban diagonales sin respuesta y la circulación del balón se encallaba entre la maraña de piernas, eso lo aprovechó Welcome al minuto 33 al enviar el balón al fondo de la portería pero el árbitro central Benigno Pineda tomo la decisión correcta al invalidar la jugada tras observar que este la había contenido con su mano.

No obstante, la tarde se vino encima del Olimpia al minuto 34’ cuando Walter Hernández quien ya tenía tarjeta de amonestación, fue extrañado del terreno de juego por una serie de entradas violentas en contra de Welcome que también fue sancionado con el cartón preventivo.

Cuando todo parecía que Motagua aprovecharía la ventaja numérica, al parecer fue el armado Olimpia que tomó el control a falta de 7 minutos para finalizar la primera mitad, Fabio de Sousa puso en aviso el marco de Donaldo Morales, su remate pego en el horizontal, pero era solo un aviso para lo que vendría en la segunda etapa, en un clásico que se ponía al rojo vivo y donde sólo la mala puntería y falta de efectividad de los delanteros ahogaban el grito de gol del público presente en la fresca tarde en el coloso capitalino.

COMPLEMENTO

Ramiro Bruschi se convirtió en la figura del albo, al conseguir la anotación.

Ramiro Bruschi se convirtió en la figura del albo, al conseguir la anotación.

Buscando darle la movilidad y la puntería que no tuvo en los últimos minutos, Ramón Maradiaga decidió ingresar al terreno de las acciones a los futbolistas Amado Guevara y Mauricio Weber, la fórmula le dio resultado, el azul mejoró en la reanudación, el juego fue más fluido y en esa faceta, nadie como Córdova, que supo estar en el sitio correcto para empalmar un disparo inapelable que el guardameta Escober, en volada magistral supo desviar y evitar la primer caída de su equipo.

Pero unos minutos fueron suficientes para convertir a Bruschi en el gran protagonista del representativo merengue, comenzó a mostrar su mejor fútbol mediante su principal arma: La velocidad, su presión comenzaba a provocar numerosos errores en el pase del rival, pero también lo hacia Welcome y compañía que intentaban hacer retroceder a su rival, incluso cuando trascurría el minuto 56, Córdova se perdió la más clara del juego al quedar totalmente solo frente a Escober y perderse la apertura del marcador

Motagua dominaba y los propietarios del terreno corrían constantemente detrás del balón para intentar cerrar líneas de pase y achicar espacios, sin embargo, el trabajo y el esfuerzo del uruguayo Bruschi dio sus frutos al 68’, tras un contragolpe espectacular de Rigoberto Padilla, que habilitó al uruguayo, este eludió al guardameta Morales y con toque de zurda decretó el 1×0 que ponía a ganar a los merengues.

De ahí al final, al Olimpia parecieron faltarle las ideas y aunque lo intentó no fue capaz de inquietar a un conjunto azul que buscaba con todo la igualada, a los merengues se les puso difícil la situación gracias al oportunismo de Copete y Welcome, que superaban fácilmente la defensa rival pero no conseguían mandar el balón a su destino final.

La afición capitalina volvió a vivir una jornada como pocas en un juego que ganó en emoción durante los 90 minutos.

La afición capitalina volvió a vivir una jornada como pocas en un juego que ganó en emoción durante los 90 minutos.

Sin embargo, los caprichos del fútbol aparecieron al minuto 76, Weber quien había estado desafortunado con sus remates a marco, pudo enderezar un centro para Welcome que con remate de cabeza y con mucha sangre fría, puso tablas en el electrónico y así poner justicia en el marcador.

Tras el empate 1×1 y a diez minutos del final Amado Guevara envió un balón al poste, tras una falta en contra de Welcome en los linderos del área, fue solo un susto para el león que sufría en exceso porque su rival no aprovechaba bien su inferioridad numérica.

Con los azules volcados al área enemiga, los minutos pasaban y el calor parecía hacer mella en ambos conjuntos, pese al dominio territorial Motagua no encontró los huecos y fue el Olimpia que reaccionó mediante un contragolpe de Barahona pero este estrelló el balón en el cuerpo de Morales, siendo la última jugada apremiante de un clásico lleno de emociones.

No hubo tiempo para más, así Motagua vivió una jornada como pocas: mostró buen fútbol, ganó con emoción y pudo poner de rodillas a su más acérrimo rival en un juego en el que pese a las ausencias de los seleccionados nacionales, fue del agrado del público ahí presente.

Goles: R. Bruschi al 68’ por Olimpia y G. Welcome al 76’ por Motagua.
Amarillas: F. Souza, B. Lozano, R. Padilla y W. Hernández por Olimpia; G. Welcome por Motagua
Rojas: W. Hernández por Olimpia
Árbitro: Benigno Pineda
Escenario: Estadio Nacional
Recaudación: Sin registro
Asistencia: Sin registro

::: OLIMPIA 1
MOTAGUA 1 :::
D. Escober D. Morales
F. Souza M. Reyes
W. Barahona G. Díaz
B. Lozano R. Mondragón
R. Tilguath G. Welcome
M. Castillo C. Córdova
M. Copete R. Martínez
J. Calderón I. Guerrero
W. Hernández D. Molina
F. Arévalo S. Arzú
R. Bruschi R. Rivera
Cambios
Cambios
R. Padilla (56’) A. Guevara (45’)
(R. Tilguat) (R. Martínez)
A. López (60’) M. Weber (45’)
(M. Copete) (R. Rivera)
H. Bermúdez (78’) M. Cabrita (60’)
(J. Calderón) (C. Córdova)

Deja tu comentario

Recomendamos - Fútbol Nacional