Inglaterra siembra dudas tras empate con EEUU
Connect with us

La Bicolor

Inglaterra siembra dudas tras empate con EEUU

RUSTENBURGO, (AFP) – Inglaterra igualó 1-1 con Estados Unidos, el sábado en Rustenburgo, en duelo de la primera fecha del grupo C del Mundial-2010 de fútbol, en el que el equipo de Fabio Capello sembró dudas y regaló el empate por un fallo garrafal de su portero Robert Green.

Los ingleses empezaron a toda orquesta gracias a un gol de su nuevo capitán Steven Gerrard (4), pero los norteamericanos reaccionaron en el minuto 40 con un tanto de Clint Dempsey que contó con la ayuda del portero inglés Green.

La jornada inaugural del grupo se completará el domingo con el choque entre las dos Cenicientas del cuadrangular, Argelia y Eslovenia, que en caso de victoria de alguno pasará a comandar las posiciones, dejando por detrás a los dos favoritos a priori de la zona para pasar a octavos de final.

Wayne Rooney, arma principal de los Pross, tuvo muchas lagunas en el partido y apenas asustó con un par de bombazos desde lejos. En cambio, el líder estadounidense Landon Donovan se hizo dueño del juego, molestó a los ingleses con sus centros y el arquero Tim Howard respondió cada vez que lo apuraron.

El dato curioso es que ingleses y norteamericanos igualaron por primera vez en su historia, después de siete victorias para los europeos y dos para los americanos, aunque una de ellas fue la más dolorosa porque se dio en el Mundial de Brasil 1950 (1-0).

Era la segunda vez que se enfrentaban en Mundiales e Inglaterra sigue sin ganar a los norteamericanos.

Si bien Inglaterra tuvo volumen de juego y generó varias situaciones de gol, también sufrió en el arco de Green, que con su fallo garrafal mantiene viva la maldición de los porteros ingleses, que desde hace más de una década siguen buscando un hombre que le dé seguridad.

Arriba Emile Heskey, finalmente reemplazado por Peter Crouch en el segundo tiempo, desperdició muchas situaciones, especialmente un mano a mano en el 52 que Tim Howard tapó con maestría.

El lateral Glen Johnson también aportó desborde y fuego, pero le faltó puntería, como a Aaron Lenon y Shaun Wright-Phillips cuando entró. En Sudáfrica-2010 Inglaterra, sin su capitán lesionado Rio Ferdinand y con David Beckham vestido de traje y corbata desde el banco, busca romper una sequía de 44 años sin títulos.

Su gran campaña en la clasificación habían abierto muchas esperanzas en su territorio, pero este sábado gran parte de ellas se transformaron en dudas, porque el equipo no supo deshacerse de un equipo molesto como el estadounidense, que casi le transforma el sueño en pesadilla.

Si Jozy Altidore hubiera tenido más puntería con la cabeza (19) y luego en un mano a mano con el portero del West Ham que le quitó la victoria al desviar su remate al palo (65), el once del seleccionador Bob Bradley podría estar creando otro milagro en África, como supo hacer hace un año al tumbar a España en semifinales de la Copa Confederaciones.

Capello deberá reflexionar una vez más al puesto de arquero. Era su gran duda. Y lo confirmó. Green regaló un gol tonto que impidió caminar hacia la victoria. David James y Joe Hart son opciones pero sin tanta garantía.

Deja tu comentario

Recomendamos - La Bicolor