Secciones: Embajadores

Edgar Álvarez viajó a Alemania

San Pedro Sula.  Después de pasar tres días de vacaciones con su familia en Puerto Cortés, el volante hondureño Edgard Álvarez viajó ayer en horas de la mañana hacia Heildelberg, Alemania, para incorporarse a la Selección Nacional de Honduras que se prepara en ese país de cara al mundial de Sudáfrica 2010.

Edgar Álvarez viajó ayer muy temprano hacia Alemania, para incorporarse a los trabajos de la selección.

El futbolista será el último jugador en integrarse a los trabajos de la bicolor, ya que gozó de un permiso por parte del cuerpo técnico, por lo que después de disputar su último partido en la Liga italiana, el pasado domingo, decidió venirse a Honduras y estar unos días con su familia.

Ads

“Gracias a Dios, he logrado pasar esta semana con mi familia y ahora espero incorporarme a la selección para prepararme de gran manera y llegar al mundial en las mejores condiciones”, dijo el jugador antes de su salida del aeropuerto “Ramón Villeda Morales”.

Manifestó que prefirió venir a descansar a Puerto Cortés, porque se sentía cansado, después de haber jugado un campeonato en Italia bastante duro y donde jugó muchos partidos, por lo que consideró necesario venirse a relajar.

Ads

Sobre la participación de Honduras en el mundial y los comentarios que se han dado en relación a que dan al equipo hondureño como el más débil del grupo, Edgar Álvarez indicó que los hondureños no  debemos de  sentirnos incómodos, ni molestarnos. “No debemos molestarnos porque al compararnos con España nos vean de menos, ellos son superiores”.

El volante del Bari dijo que  es obvio que en el grupo  cataloguen a Honduras como el  equipo  más débil porque todos los demás han estado en varios mundiales, mientras Honduras sólo en uno.

“Debemos ser realistas, no somos una potencia ni podemos pretender ser tomados así porque no lo somos, aunque después en la cancha se verá si las críticas fueron justas o no”, expresó.

Reconoce que todos los rivales a enfrentar en el mundial serán difíciles para Honduras y seguramente el más complicado España por lo que representa y el potencial futbolístico que posee en este momento.

Álvarez está claro que si Honduras pretende avanzar a la siguiente fase en la gesta mundialista, será clave lo que se haga en el primer partido de ese evento, cuando la bicolor enfrente a su similar de Chile.

“Esto es un mundial y no podemos esperar menos, eso sí, con los jugadores que tiene Honduras también es posible que clasifiquemos a la siguiente fase, hay calidad y basta poner en práctica lo que sabemos, pero si nos dejamos llevar por los nervios y la emoción seguro que será un fracaso”, comentó.

En lo personal, considera  que  va en buen nivel a la competencia y le puede dar mucho a Honduras, “me siento bien, gracias a Dios estoy en buen nivel físico y futbolístico, he trabajado bien y voy con todas mis ganas”.

Deja tu comentario

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de cookies.